Quantcast

Qué es el lumbago

Un lumbago o dolor lumbar (lumbalgia) es como se le conoce a la contractura muscular en la región (lumbar) baja de la espalda. La lumbalgia puede afectar los músculos, vértebras, discos intervertebrales, los ligamentos e incluso las terminaciones nerviosas.

Si bien un lumbago puede generar un dolor agudo, este solo durará algunos días. Pero cuando llega a superar los 3 meses, se considera crónico. A causa de este dolor, la persona afectada puede sufrir algunas limitaciones en cuanto a la realización de actividades diarias o incluso podría generarle una incapacidad laboral. El cuadro puede empeorar si se realizan ciertos movimientos bruscos, lo cual podría terminar generando una lumbociática, extendiendo el dolor hasta la región de la pelvis e incluso en una o ambas piernas

El lumbago afecta a hombres y mujeres por igual, aunque generalmente suele presentarse con mayor regularidad en las personas que se encuentran entre los 30-50 años de edad. Se cree que al menos el 80% de las personas presentará lumbago durante algún momento a lo largo de su vida.

Esta afección es una de las causas más frecuentes en las consultas médicas, es por ello que necesitas conocer algunas de las medidas preventivas y cómo tratar el dolor lumbar en caso de presentarlo.

Causas y síntomas del lumbago

Causas y síntomas del lumbago

Generalmente las causas de un lumbago pueden ser las siguientes:

  • La realización de algún movimiento brusco o repentino, generalmente giros
  • Permanecer sentado o de pie durante largo tiempo.
  • Sobreesfuerzo al levantar/mover objetos pesados.
  • Realizar movimientos repetitivo

Esta afección afecta en gran parte la movilidad total del cuerpo, ya que generalmente suele generar molestias al realizar algunas actividades. Entre los síntomas más frecuentes del lumbago son:

  • Inflamación en la región baja de la espalda.
  • Dificultad para realizar movimientos, lo cual suele limitar o impedir que la persona afectada se mantenga de pie o pueda caminar.
  • Espasmos y contracciones musculares en la zona lumbar.
  • Pérdida de la flexibilidad.
  • Tensión en los músculos y dolor en la región lumbar.

Cuidados y tratamiento para el lumbago

Cuidados  y tratamiento para el lumbago
  • Generalmente el reposo es lo más recomendable para liberar la contractura de los músculos lumbares.
  • La aplicación de compresas calientes ayuda a que los músculos se relajen.
  • Aplicar masajes suaves, evitando realizar cualquier movimiento o manipulación en la zona afectada que pueda empeorar el dolor lumbar.
  • La mejor solución es la fisioterapia, de esta forma se podrá aliviar el dolor causado por la lumbalgia.

El fisio podrá recomendar varias sesiones de rehabilitación física (ejercicios, impulsos eléctricos, aplicación de calor), lo cual te hará recuperar la movilidad y así podrás volver a realizar actividades físicas sin problemas.

En los casos de lumbago crónico, la evaluación médica es fundamental, ya que la molestia suele extenderse por meses o manifestarse de manera periódica. Dependiendo de la condición del paciente, es posible que el especialista pueda recetar algún fármaco para aliviar el dolor y reducir la inflamación.

Prevención del lumbago

Prevención del lumbago

Para evitar la reaparición o prevenir los dolores lumbares, lo más recomendable es cuidar la espalda durante las actividades que ameriten ejercer fuerza. Para ello existen algunas recomendaciones:

  • Fortalecer los músculos paravertebrales.
  • Practicar natación, yoga, pilates o Tai Chi.
  • Evita el sedentarismo.
  • Alternar la posición mientras se está de pie o sentado.
  • Caminar diariamente sobre superficies planas, 30 minutos como mínimo.
  • Evita cargar objetos pesados mientras subes o bajas escaleras.
  • Duerme de lado, coloca una almohada entre las piernas (a la altura de las rodillas).

En caso de que diariamente debas manejar cargas pesadas, lo mejor es que practiques los métodos adecuados para la manipulación y carga de objetos pesados. Si llegas a sentir alguna molestia en la espalda, lo mejor es que consultes a tu médico.

Métodos adecuados para levantar cargas y objetos pesados

Métodos adecuados para levantar cargas y objetos pesados

El lumbago suele ser en muchos casos generado por el mal levantamiento de peso. Mientras que por otro lado, realizar los movimientos adecuados no solo estimula el funcionamiento de los músculos, sino que además reduce la cantidad de energía que se requiere para mantener el equilibrio y poder moverse Como resultado de esto, se reduce la fatiga y al mismo tiempo el riesgo de sufrir alguna lesión. Estas son las técnicas adecuadas:

 Levantamiento adecuado de cargas y objetos pesados:

  1. Para comenzar debes separar las piernas al nivel de los hombros y flexionar las rodillas.
  2. Luego deberás inclinar ligeramente la espalda hacia adelante.
  3. Una vez que hayas sujetado el objeto, asegúrate de levantarlo usando la fuerza de las piernas.
  4. Por último deberás mantener el objeto lo más cerca de ti.

Recomendaciones para  realizar un levantamiento adecuado:

  • En caso de que la carga sea desde el suelo hasta los hombros, lo más recomendable es que apoyes su peso a la mitad del trayecto. De esta forma podrás alternar el agarre del objeto.
  • Además, cuando cargues un objeto por encima de tus hombros, coloca tus pies en posición de caminar. A continuación levanta el objeto al nivel del pecho, luego súbelo mientras separas las piernas y ve desplazando el peso de tu cuerpo sobre el pie de adelante.
  • Ten en cuenta que la altura adecuada para levantar un objeto es de 70-80 centímetros.
  • No olvides que levantar una carga desde el suelo puede requerir el triple de esfuerzo, es por ello que debes mantener mucho cuidado.

Si bien estas recomendaciones van generalmente dirigidas para ponerlas en práctica durante el trabajo, también se deben considerar al realizar actividades diarias o del hogar.

No olvides que el lumbago puede ocurrir en cualquier momento del día, por lo que deberás tener siempre presente todas estas recomendaciones en caso de que desees evitarlo.