Quantcast

Por qué si tienes un gato deberías dormir más a menudo con él

Poco más hay que decir de las mascotas, suponen un miembro más en nuestra unidad doméstica a la que se le termina considerando casi como un humano más. Por supuesto el cariño que se le coge es verdaderamente increíble, el que tenga mascota sabrá de lo que hablamos. Los perros y los gatos se han convertido en la mascota principal en los hogares españoles, y por ello vamos a concentrarnos en los felinos y ver por qué si tienes un gato deberías dormir más a menudo con él.

Si eres de esas personas a los que su gato le despierta desde la cama lamiéndote la cara o de los que les gusta notar al gato al otro lado de la cama, este artículo te interesará. El fenómeno de dormir con tu mascota se ha venido estudiando últimamente ya que cada vez se ha convertido en un fenómeno más común, aunque antiguamente era algo de lo más normal. Las mascotas son seres cariñosos y no es nada raro que suba a la cama a dormir junto a su dueño.

Inevitablemente surge la pregunta de si este hábito es bueno o malo, y como cualquier otra cosa en la vida, tiene sus beneficios y sus desventajas. En este artículo vamos a centrarnos en los pros, pero lógicamente existen algunos contras que son algo lógicos y de sentido común. Si nuestro gato es inquieto, probable nos despertará a medianoche con ganas de jugar, ya que los gatos son animales nocturnos. La desventaja principal de dormir con nuestro gato serían sus salidas al exterior, que pueden traer a nuestra casa alérgenos que nos pueden afectar si tenemos alergias, y ademas pueden traer pulgas o ácaros que se pegarán a nuestro colchón.

Ahora sí, vamos con los 7 beneficios principales de dormir con nuestro gato:

Mejoran la calidad de nuestro sueño

Dormir con nuestro gato y sus beneficios

Como es lógico, las principales ventajas y beneficios de dormir con nuestro gato afectan al ámbito emocional, aunque el primer beneficio que vamos a tratar es que dormir con nuestro amigo felino mejora la calidad de nuestro sueño.

¿Cómo lo hacen? Siempre que el horario del gato sea el mismo que el nuestro y no nos despierte por la noche y altere nuestras horas de sueño, dormir con nuestro gato puede aportarnos calma al notar que está ahí, a los pies de la cama, aporta sensación de seguridad, compañía y tranquilidad.

En casos en los que el insomnio se convierta en algo bastante común en nuestras noches o algo no nos deje conciliar el sueño, el hecho de dormir con nuestro gato puede ayudar a abstraernos y conciliar el sueño más fácilmente.

Normalmente cuando nuestro gato es pequeño es más difícil compaginar horarios y que duerma a la vez que nosotros, pero con el paso del tiempo es más fácil igualar estos hábitos