Quantcast

El motor apuesta por la sostenibilidad con neumáticos hechos con botellas PET recicladas

La sostenibilidad se ha convertido en uno de los temas más vitales para todos los sectores en los últimos años. Diferentes empresas, e incluso usuarios domésticos, están adoptando nuevas medidas para reducir las emisiones y proteger un planeta que cada vez está sufriendo más las consecuencias de la contaminación, como está demostrando con el calentamiento global, cada vez más marcado.

El sector de la automoción también está tomando buena nota de ello, y uno de los ejemplos más claros lo está dando la marca Continental. El fabricante de neumáticos ha anunciado que, a partir de 2022, empezará a fabricar ruedas con materiales entre los que se encuentra material PET procedente de botellas de plástico. Más concretamente, remodelará sus hilos de poliéster para que empleen dicho material.

Las botellas de plástico son el futuro de los neumáticos

El tereftalato de polietileno, más conocido como PET, componente principal de la mayoría de botellas a la venta en la actualidad, será el «ingrediente estrella» de estos neumáticos. A partir de este se elaborará el poliéster sostenible que, según los responsables de Continental, será perfectamente capaz de sustituir al poliéster convencional. Un paso muy importante para la empresa y para el sector, ya que da otra salida a las miles de toneladas de envases reciclables que se acumulan año tras año.

Para dar este paso, no obstante, la firma ha contado con la ayuda de OTIZ, especialistas en textil y fibras. Mediante un procedimiento que se salta todos los pasos químicos habituales en el tratamiento del material, han conseguido dar con una fórmula idónea para satisfacer las necesidades de las ruedas de automóviles. Funcionan perfectamente, soportando todas las cargas y esfuerzos habituales en la conducción, todos sus requisitos mecánicos.

Todo está preparado para la producción en masa en 2022, con la intención de comercializar los neumáticos lo más pronto posible. Por el momento, no hay un plazo determinado para empezar a ver rodar su propuesta, aunque se estima que, de cara a 2023, ya empiecen a verse en los establecimientos habituales y en las tiendas online. Estas, por su parte, están siguiendo muy de cerca el progreso de la marca porque, al mismo tiempo, puede ser un paso para todo el sector que se extienda a otras firmas de neumáticos.

En 1001Neumaticos, tienda especializada en neumáticos para coches, turismos y todoterrenos, aseguran estar prestando total atención a cada movimiento en este frente. Los neumáticos sostenibles van a marcar el futuro de la automoción porque, entre otras razones, pueden acabar con los enormes problemas de desechos y seguir potenciando el reciclaje en pos del cuidado del medio ambiente.

Las otras tendencias sostenibles para el futuro del motor

Es evidente que los coches híbridos han dejado claro que los sistemas de motor a combustión pueden ser sustituidos. Aunque todavía falta tiempo para que los coches eléctricos se terminen de instaurar, por falta de extensión en catálogos y, sobre todo, falta de infraestructuras en todos los países del mundo, el progreso avanza y, poco a poco, se acerca a un futuro en el que las emisiones de vehículos sean casi nulas. Al menos, a nivel teórico.

Apostando por la tecnología eléctrica

Recientes informes aseguran que, de cara a 2030, el 95% de los coches apostarán por soluciones eléctricas o híbridas, más concretamente, un 49% apostará por el modelo híbrido y el restante se decantará por la electricidad absoluta para alimentar al vehículo. Una transición que va a requerir de una década, tiempo en el que las principales marcas del sector seguirán lanzando nuevos modelos a medida que se van deshaciendo de los motores de combustión fabricados para, finalmente, dar el salto total a este nuevo horizonte.

Curiosamente, se prevé que, de cara al mismo año, el número de automóviles en circulación sea menor. La mayor apuesta por el transporte público y la evolución de la inteligencia artificial para coches autónomos tiene como meta una reducción del parque de vehículos de un 25% en Europa y de un 22% en Estados Unidos. Datos interesantes porque, en la otra cara de la moneda, se espera que las matriculaciones aumenten hasta un 34% en Europa y un 20% en Estados unidos. Cifras que se dan por lo que se prevé como una reducción en la vida media de los automóviles debido a un uso más intensivo.

Más vehículos compartidos y conectados

Se esperan actualizaciones anuales de coches, al igual que una mayor apuesta por los vehículos compartidos y conectados a internet. Todo esto, aderezado con el uso de renovables para alimentarlos y haciendo que el medio ambiente sea mucho más sano y esté más protegido. Aunque, claro está, siempre y cuando se consigan reducir las emisiones en las plantas de fabricación y producción de coches. Todo debe ir equilibrado.

Los neumáticos van a jugar un papel importante en todo esto. Ya se han dado los primeros casos de modelos sin cámaras de aire en su interior, pero la apuesta de Continental redobla los esfuerzos para conseguir un futuro más limpio y sostenible.