Quantcast

El desierto de Granada y otras sorpresas que te esperan en la ciudad mágica

Granada es una ciudad que hay que visitar al menos una vez en la vida, aunque quien la visita siempre repite. Cómo no volver a un lugar que tiene encanto por todos los rincones y que cuenta con lugares tan sorprendentes como el desierto de Granada.

Lo mejor de todo es que encontrarás lugares realmente sorprendentes no solo en la ciudad, sino también en sus alrededores y no estamos hablando solo de Sierra Nevada. Esta provincia andaluza tiene lugares muy especiales que no debes dejar pasar.

DESIERTO DE GORAFE

Desierto de Gorafe

El desierto de Gorafe o el desierto de Los Coloraos se encuentra en Gorafe, en la provincia de Granada.

El nombre “los Coloraos” se debe al color que predomina en las tierras arcillosas donde se encuentran sus impresionantes formaciones geológicas. Cualquier hora es buena para observar este espectáculo de colores en mitad de la provincia andaluza, sin embargo, cuando cae el Sol pueden apreciarse los colores amarillos, ocres y bermellones tan característicos de este desierto.

Aunque el amanecer no se queda atrás, puesto que también deja una paleta de colores característicos. Realmente se debe a que la salida y la puesta del Sol bañan con su luz estas tierras que han sufrido la erosión que ha dado lugar a las llamadas “malas tierras“, unas tierras caracterizadas por la aridez y el carácter abarrancado.

Si quieres ir a Los Coloraos tendrás que ir con un coche todoterreno o ir con alguno de los servicios que ofrecen visitas guiadas. Cuando vayas sentirás que estás en un documental o en una película donde es típico ver este tipo de parajes con formaciones de areniscas de tantos colores.