Quantcast

Aguado exige la dimisión en bloque de la Ejecutiva nacional de Ciudadanos

Ciudadanos ha sufrido otro varapalo electoral en Andalucía. Ha pasado de formar parte del Gobierno siendo el tercer partido más votado a no tener representación. La formación naranja va a hacer una lectura de estos datos tan pésimos, aunque algunos dirigentes piden la cabeza de Inés Arrimadas.

El exvicepresidente de la Comunidad de Madrid y quien fuera coordinador de Ciudadanos en la región, Ignacio Aguado, ha exigido este lunes la “dimisión inmediata” de toda la Ejecutiva nacional del partido y la creación de una gestora para evitar la “extinción del partido” tras la debacle de la formación en la elecciones andaluzas de este domingo que han supuesto que los liberales queden fuera del Parlamento.

Los resultados de Ciudadanos en Andalucía exigen la dimisión inmediata de toda la Ejecutiva, la convocatoria de un Congreso extraordinario urgente y la conformación de una gestora hasta su celebración. No hay otro camino, salvo la extinción“, ha publicado Aguado en sus redes sociales.

Los ‘naranjas’ han compartido durante cuatro años el Gobierno de la Junta de Andalucía con el PP, ostentando varias carteras y la Vicepresidencia, esta última con quien fue su candidato a los comicios, Juan Marín.

De nuevo, como ocurriese en Castilla y León donde solo obtuvieron un procurador, Ciudadanos no ha podido traducir su acción de gobierno en fidelización del electorado tras presentarse como uno de los actores vitales para el cambio de ciclo en Andalucía tras desbancar al PSOE por primera vez en cuatro décadas.

Anoche el candidato ‘popular’, Juanma Moreno, se alzaba con una mayoría absoluta y los ‘naranjas’ pasaban de 21 a 0 diputados y Juan Marín dimitía al instante de sus cargos en el partido.

Andalucía sigue así la senda que arrancó la fallida moción de censura de Murcia en 2021 que derivó en una ola política cuya primera parada fue la descomposición del Gobierno de coalición en Madrid, la dimisión de Aguado, y la posterior expulsión de Cs de la Cámara de Vallecas con Edmundo Bal como candidato.