Quantcast

¿Qué hacer si su hijo tiene dolor de barriga?

La salud de los niños es algo que realmente preocupa a los padres, por eso cuando los pequeños sienten un malestar estomacal muchas veces las dudas se generan sobre cuáles cuidados tomar para mitigar el dolor.

El dolor de barriga suele ser un problema muy común entre los niños menores de 12 años, en algún momento ellos pueden tener esa sensación de malestar en el vientre, y siempre que no sea frecuente, es algo considerado normal por los especialistas.

Algunos trastornos digestivos como la dispepsia funcional son causantes de dolores abdominales y síntomas gastrointestinales recurrentes.

Para obtener un diagnóstico de cualquier trastorno digestivo es necesario que el niño sea examinado y evaluado por un médico.

Por otro lado, cuando se trata solamente de un malestar en la barriga existen maneras de atender a su hijo con tratamientos caseros; en el caso de que el síntoma persista o se intensifique siempre es mejor consultar a su médico.

Causas más comunes de dolor de barriga

Las principales causas de dolores abdominales en los niños son infecciones bacterianas o virales, además de otros trastornos que pueden ocasionar la presencia de un dolor leve o moderado en la barriga:

  • Gastroenteritis viral.
  • Sensibilidad a los alimentos.
  • Ingestión de alimentos en exceso.
  • Intoxicación alimentaria.

Tanto un adulto como un niño pueden contraer ese tipo de virus: la gastroenteritis viral causa síntomas como diarrea, dolor en el abdomen, náuseas y a veces fiebre.

Es importante identificar qué sensaciones además del dolor abdominal tu hijo tiene: en caso de que el dolor en la barriga sea el único síntoma es posible recurrir a otros tratamientos.

Las alergias y la sensibilidad a determinados alimentos como la leche pueden causar irritación y dolores intestinales por los gases generados en el aparato digestivo, lo que puede estar ocurriendo cuando aún el diagnóstico no fue hecho.

Suele suceder a menudo que el niño haya comido muchos y sin pausas o alimentos ricos en grasas, y debido a esto digerir la comida con normalidad podría ser un problema.

Si el niño ingirió alimentos estropeados es muy probable que pueda presentar signos de intoxicación como: diarrea, vómitos y dolor en el abdomen.

Qué remedios ofrecer a un niño

Los tratamientos caseros para el dolor de barriga en niños y adolescentes deben ser realizados durante un período de tiempo; si el dolor es intermitente por más de 6 horas es esencial acudir a una consulta médica para alejar cualquier tipo de duda.

  • Hidratación: ofrezca bebidas como agua, té de menta, manzanilla, té de jengibre,
  • Alimentación: independientemente de la edad es importante mantener la alimentación adecuada, los alimentos sólidos como zanahoria, arroz o plátano saciarán el apetito sin intensificar el dolor.
  • Descanso: el niño necesitará de reposo para recuperarse y estar acostado en una posición cómoda puede aliviar la sensación de malestar.
  • Bolsa de agua caliente: colocar una bolsa de agua caliente apoyada en la barriga puede traer una sensación de alivio y calmar la presión interna en el abdomen.