Quantcast

Qué son los polvos para el pelo y cómo utilizarlos

Moldear el cabello hasta conseguir el peinado deseado no siempre resulta sencillo. Conseguir la forma deseada es el objetivo de chicos y chicas que desean lucir el cabello impecable durante todo el día, algo que pocos productos que existan actualmente en el mercado pueden conseguir.

La mejor opción son los polvos para el pelo, un producto creado con una fórmula invisible y ligera que permite moldear el cabello consiguiendo un resultado que dura todo el día sin alterarse. Si no conoces estos polvos te vamos a contar sus ventajas más interesantes a continuación.

Ventajas de usar polvos para el pelo

Entre las principales ventajas de este innovador producto podemos destacar las siguientes:

Acabado mate y rápida absorción

Estos polvos para el pelo son de rápida absorción y en pocos segundos tras moldear el cabello se integra y disuelve en el mismo. Todo ello ofreciendo un bonito acabado mate que le da al cabello un aspecto natural y saludable muy atractivo. Una mejor alternativa a otras soluciones de moldeado como gominas y espumas.

Fijación extra fuerte

Estos polvos para el pelo ofrecen una fijación extra fuerte tras el moldeado, lo que garantiza que el peinado se mantenga intacto durante todo el día. Su textura suave y sin peso ayuda a dar volumen a las raíces del cabello sin apelmazarlo. El resultado, un volumen natural con una fijación perfecta.

Para todo tipo de cabellos

Estos polvos para el pelo son perfectos para cualquier tipo de cabello. Son especialmente recomendados para quienes tengan cabellos poco densos y finos para lograr darle una sensación de volumen mucho mayor, así como una mayor vitalidad. Aporta un mayor grosor y hace parecer que el cabello es más abundante y vivo con cualquier peinado.

Eliminan la suciedad

Los polvos para el pelo no ensucian el cabello como lo hacen otros sistemas de fijación. Y es que su efecto es todo lo contrario, ya que eliminan la suciedad del cuero cabelludo y absorben la grasa del pelo para disminuir la frecuencia con la que los lavados de cabello son necesarios. De esta forma podemos lucir siempre un cabello limpio y perfectamente fijado.

Cómo utilizar los polvos para el cabello

El uso de los polvos para el cabello resulta muy sencillo para cualquier persona, incluso si no tienen experiencia previa con este producto o cualquier otro relacionado con el cuidado del cabello. Para ello hay que aplicar los polvos sobre la raíz del cabello y, a partir de ahí, moldear el cabello con las manos para conseguir el volumen deseado. Es importante recalcar que es un producto para utilizar en cabello seco, así que no intentes utilizarlo tras salir de la ducha porque no conseguirás el efecto deseado.

Como se puede apreciar, los polvos para el pelo suponen un antes y un después en el moldeado y fijación del cabello. Un sistema limpio y flexible que garantiza una elevada fijación durante horas para lucir en todo momento una imagen cuidada y profesional sin necesidad de otros sistemas de fijación tradicionales.