Quantcast

Cómo hacer ambientadores caseros para eliminar el olor de tabaco

El olor a tabaco es sin duda uno de los más fuertes y difíciles de remover en el ambiente. Incluso si no eres tú el fumador, quizás muchas veces dejas que amigos o familiares fumen este producto en tu casa o coche, dejando así un olor impregnado que puede durar por días y es una de las cosas que casi todos más odiamos de la gente.

En estos casos, es necesario que tomes las medidas adecuadas si no quieres estar por mucho tiempo con la constante esencia de tabaco en tu estancia. Si esta información es de tu interés, aquí te mostramos soluciones para ambientar y liberar tu casa, al eliminar el olor a tabaco.

Ambientadores caseros

Ambientadores caseros

Los ambientadores son sustancias bien sea naturales o químicas que ayudan a neutralizar olores ofensivos presentes en el aire y a cambio ofrecen uno más agradable. Estos son de excelente ayuda para eliminar el olor a tabaco en espacios reducidos y puedes crear uno con materiales básicos que tengas en casa:

Granos de café

Granos de café

Si buscas neutralizar olores fuertes como el del tabaco, los granos de café son una excelente opción para ti. Todos sabemos que el café es un ingrediente que desprende mucho aroma, por lo tanto tiene una gran capacidad para neutralizar otros olores. Es importante destacar que el café debe ser en granos para que funcione mejor, nunca molido o ya preparado.

Además, utilizar este producto como ambientador no resultará nada cantoso. Los granos puedes acomodarlos en cuencos decorativos repartidos estratégicamente por toda la casa y se verá como parte de los adornos.

Frutas cítricas

Frutas cítricas

Posicionar cuencos con alguna fruta cítrica entera o cortada en trozos alrededor de tu hogar también es una buena solución para neutralizar los olores ofensivos. En este caso, las fuertes partículas de tabaco en el ambiente se sentirán atraídas por el olor ácido y así se eliminaría la esencia indeseada.

Vinagre

Vinagre

Con este producto puedes crear una mezcla agregando un poco de agua y colocándola en cuencos o jarrones en las áreas que creas que son las más afectadas de tu hogar. También puedes usarlo directamente para lavar tu ropa. El vinagre también ayuda a neutralizar olores fuertes por sus propiedades acidas.

Bicarbonato de sodio

Bicarbonato de sodio

Por otro lado, si deseas que el aroma de tu casa sea algo más neutro, utilizar bicarbonato de sodio es ideal para ti. Colocar cuencos con una cantidad considerable de este polvo te ayudará a concentrar todos los olores fuertes como el del tabaco o cualquier otro humo. De esta manera tu hogar se encontrará libre de malos olores.

Ambientadores comerciales

Ambientadores comerciales
Air freshener sticks with a green apple, lemon and orange isolated on a white background

Aunque el objetivo de utilizar materiales caseros siempre es ahorrar un poco de dinero, existen en el mercado una amplia variedad de productos especializados para eliminar olores ofensivos en tu hogar y en el coche. Si bien los ambientadores caseros pueden ser igual de efectivos, no dudes en acceder a uno comercial si no consigues los resultados deseados.

Los ambientadores y aromatizadores normalmente vienen en presentaciones de espray o pulverizadores especiales para poder rociar con más facilidad el producto sobre el aire, además de que la mayoría posee con una variedad de diferentes aromas como olor a rosas, frutas, canela, lavanda, entre muchos otros donde podrás elegir el de tu preferencia.

Un purificador de aire también es una excelente opción y aunque dependiendo de la marca puede resultar un poco costoso, es ideal para los casos donde el fumador convive en la misma casa con otros que no fuman. Este dispositivo se encarga absorber el aire del ambiente y recolectar en un filtro aquellas partículas que sean de olor fuerte.

Beneficios de eliminar el olor a tabaco en el hogar

Beneficios de eliminar el olor a tabaco en el hogar

Todos conocemos las consecuencias que surgen a raíz de fumar tabaco o cualquier otro tipo de cigarrillo. Sin embargo, esto no es solamente dañino para aquellos que practican esta actividad, sino también para quienes los rodean pueden verse afectados por ello.

Las personas que no fuman directamente pero tienen contacto con este humo, se les conoce como fumadores pasivos. Esto se debe a que de igual forma están inhalando y dejando entrar al organismo las toxinas liberadas por el tabaco. Por lo tanto, pueden aun ocasionar los mismos danos que en una persona fumadora.

Es por esto que si convives o estás relacionado de alguna manera con una persona fumadora, debes utilizar ambientadores en tu hogar o coche si vas a estar con ellos. Ya que además de neutralizar los malos olores, le haces un bien a ti y a tu cuerpo evitándole muchas enfermedades pulmonares.

¿Cómo evitar el olor a tabaco en tu hogar con ambientadores?

¿Cómo evitar el olor a tabaco en tu hogar con ambientadores?

Además de usar ambientadores naturales o comerciales, existen otras medidas que puedes seguir para evitar que el olor a tabaco se impregne demasiado en el ambiente y ocasione consecuencias graves en ti u otros miembros de tu familia.

– Procura que tu o la persona fumadora mantenga las puertas o ventanas abiertas durante y después de que vaya a realizar esta actividad. De esta forma podrá entrar aire fresco y no tendrás en olor concentrado dentro.

– Si vas en el coche con alguien fumando, apaga el aire acondicionado y baja las ventanas. De no ser así, el olor a tabaco entrara por los conductos de ventilación y será más difícil de eliminar.

Vacía frecuentemente los ceniceros de tu hogar o espacio, no dejes que los restos de tabaco o cigarrillo de acumulen por mucho tiempo.

– Si sientes que el olor a tabaco se impregnó en tu ropa o cabello, procede a lavarla bien para evitar futuras enfermedades.

– Si alguien recientemente te visitó y fumó dentro de tu hogar, limpia todas las superficies que tuvo cercanas para eliminar por completo cualquier rastro de humo de tabaco.

Para concluir, tenemos que el tabaco desprende una de las toxinas más fuertes y difíciles de remover del ambiente y que son propensas a causar muchas enfermedades. Por ello, siempre es importante tener a la mano ambientadores o materiales que puedan neutralizar con este olor y que no pase a mayores consecuencias.