Quantcast

The Crown: un repaso a todo lo que se han “olvidado” en la temporada 4

The Crown, basada en la exitosa obra de teatro de Peter Morgan The Audience, cuenta la historia de la relación entre dos de las direcciones más famosas del mundo: el Palacio de Buckingham y el número 10 de Downing Street, y las intrigas, amores y maquinaciones detrás de los eventos que formaron la segunda mitad del siglo XX. Dos casas, dos cortes, una corona. Cada temporada tratará las rivalidades políticas e intrigas personales durante una década del reinado de la Reina Isabel II y explorará el delicado equilibrio entre su vida privada y la vida pública. La primera temporada comienza con una princesa de 25 años que se enfrenta a la abrumadora tarea de dirigir a la monarquía más famosa del mundo, al mismo tiempo que forja una relación con un dominante Primer Ministro curtido por la guerra: Winston Churchill (FILMAFFINITY).

Una primera temporada cuyo estreno tuvo lugar en el año 2016. Y cuya cuarta temporada, la más reciente, fue estrenada el pasado 15 de noviembre. Con diez episodios que, en su transcurso, se acercaban poquito a poco a nuestra época. Dejando atrás la década de los setenta.

Ha pasado poco más de una semana desde que la cuarta tanda de episodios de The Crown vio la luz, pero han sido suficientes para enamorar y exasperar en partes iguales. En una época algo delicada, debido a los conflictos que acontecía la sociedad, donde Diana Spencer pasa a convertirse en Diana de Gales y Margaret Thatcher pasó a ser la primera mujer en ocupar el puesto de Primera Ministra. Por todas estas cosas, y la manera en la que su creador lo ha contado, ha sucedido lo que estábamos comentándote.

Esta es la sinopsis oficial de lo que nos espera en la cuarta temporada de la ficción

Quizás seas un espécimen devorador de series, y ya la hayas visto. Pero, por si acaso, nosotros te ayudamos a contextualizarla. La sinopsis oficial de la cuarta temporada de The Crown versa así: “Se acerca el final de la década de 1970 y la Reina Isabel (Olivia Colman) y su familia se encuentran preocupados por salvaguardar la línea de sucesión, encontrando una pareja apropiada para el Príncipe Carlos (Josh O’Connor), que sigue soltero a los 30 años.

Durante este tiempo se empieza a sentir el impacto de la política divisoria introducida por la primera mujer Ministra de Gran Bretaña, Margaret Thatcher (Gillian Anderson). Además, surgirán tensiones entre ella y la Reina que no harán más que empeorar a medida que conduce al país a la Guerra de las Malvinas, generando un conflicto dentro de la Commonwealth.

Dentro de toda esta vorágine, el romance del Príncipe Carlos con la joven Lady Diana Spencer es la historia de cuento de hadas que el pueblo británico necesita en este momento, pero, tras las puertas del palacio, la Familia Real Británica cada vez está más dividida”.