Quantcast

Deporte frente a exclusión: el compromiso social de Greenalia

La sociedad cada vez más concienciada y comprometida demanda una responsabilidad mayor a las empresas frente a los retos ambientales, pero también sociales. En este marco, Greenalia no solo perfila su estrategia hacia el respeto ambiental, en el foco de su actividad, también centra sus esfuerzos en combatir la exclusión social de los jóvenes a través del deporte, mediante un programa de becas y gracias, sobre todo, a su colaboración con el Básquet Coruña.

El compromiso por la sostenibilidad es un nexo común en la mayoría de las empresas ante una sociedad más exigente en materia ambiental y más activa en la lucha contra el cambio climático y en el trabajo por alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) propuestos por las Naciones Unidas para el año 2030.

En su plan de sostenibilidad 2019-2023, Greenalia se muestra orgullosa de su modelo de negocio basado en la sostenibilidad y dentro de ese plan, se destinan recursos para diferentes actividades de apoyo a la inclusión, a la lucha contra el cambio climático o a favor del medio ambiente.

En este año 2021, la empresa productora de energías renovables colabora en el plan de acción social del Club Básquet Coruña, entidad a la que sufraga una veintena de becas formativas dirigidas a menores en riesgo de exclusión. A través de esta iniciativa, Greenalia abona a este club coruñés los gastos derivados de la formación en la práctica deportiva del club (matrícula, equipamiento y cuotas) de este alumnado, que sin esta ayuda no podría realizar su deporte favorito.

Para el curso escolar 2020/2021 Greenalia ha concedido más de 600 ayudas en material escolar

De esta forma, Greenalia aporta su grano de arena en el apoyo de planes socioeducativos y de integración para familias en situación de vulnerabilidad. La compañía continúa con su línea de iniciativas enmarcadas en su plan anual de RSE a través de las que la empresa apoya el desarrollo de acciones inclusivas en los entornos en los que opera.

La crisis económica derivada de la pandemia azota con fuerza a los más vulnerables, y los niños lo sufren en primera persona. Son muchos los que, a pesar de tener buenas condiciones para practicar un deporte, no pueden permitírselo por el coste que ello conlleva, y claro, los clubes también lo están pasando muy mal en el plano económico como para poder permitirse el lujo de contar en sus secciones inferiores con jugadores que no abonen sus cuotas correspondientes.

Por eso, iniciativas como las que lleva a cabo Greenalia, son fundamentales para permitir que los niños de familias más desfavorecidas puedan acceder a la práctica del deporte en las mismas condiciones que el resto de sus compañeros.

IMPORTANTE LABOR SOCIAL

El Básquet Coruña inició hace tres años esta importante labor social e integradora por la que niños y niñas en riesgo de exclusión pueden continuar desarrollando de forma gratuita su actividad deportiva favorita.

Greenalia recoge el testigo de la Fundación Emalcsa, que en años anteriores sufragaba estas becas, si bien en ese caso, el club debía participar en la convocatoria pública, en régimen de concurrencia competitiva, dirigida a entidades que promueven el deporte como instrumento para la integración y cohesión social.

GREENALIA, UNA COMPAÑÍA SOLIDARIA

De esta forma, Greenalia continúa su apoyo decidido a las familias que peor lo están pasando, especialmente en esta crisis económica derivada de la pandemia, que está asolando millones de personas.

Para el curso escolar 2020/2021 la empresa ha concedido más de 600 ayudas en material escolar para apoyar a familias en situación de dificultad, un programa que se realizó en colaboración con los ayuntamientos en los que Greenalia cuenta con proyectos en marcha.

Dentro de su plan de RSE también colaboró con Cáritas en la recogida de juguetes de su campaña de Navidad y con su programa Educa, al que se donaron nueve portátiles. Con el acuerdo cerrado con el Básquet Coruña se ha dado un paso más, facilitando el acceso al deporte a menores en situación de dificultad.

Greenalia es un ejemplo de compañía que lucha por la sostenibilidad del planeta. La empresa gallega es un productor independiente de energía exclusivamente con tecnologías renovables. La empresa usa sólo viento, sol y biomasa forestal, de restos de cortas de plantaciones certificadas, para generar electricidad en armonía con la naturaleza, aportando empleo e innovación en las zonas donde desarrolla su actividad.

25 AÑOS DEL CLUB BÁSQUET CORUÑA S.A.D

El Básquet Coruña, fundado en 1996, y nacido de la unión entre el Club Baloncesto Arteixo y el CB Ventorrillo, es club de referencia de la ciudad y su área de influencia. Cuenta con la mayor cantera de toda Galicia, con 558 licencias inscritas en la Federación Gallega de Baloncesto en 41 equipos y 224 niños/as en siete escuelas de baloncesto (datos de la temporada 2019-2020).

Habitualmente, a lo largo de cada temporada el club coruñés realiza un amplio abanico de acciones de promoción del baloncesto por las que pasan más de 2.000 menores de ambos sexos.