Quantcast

Alioli ‘de verdad’: estos son los pasos para hacerlo como toda la vida se ha hecho

Todas las salsas son buenas, pero la alioli es especial. Si bien las salsas y aderezos han estado presentes desde el comienzo de la civilización como la conocemos, algunas resaltan más que otras. No solo por sus ricos sabores, sino por la versatilidad que posee, solo piénsalo, las salsas funcionan con cualquier cosa. Y si una receta no lleva salsa, pues se le agrega por que sí para darle un mejor sabor.

Podrás usarla para preparar carnes asadas, mariscos, pescados y preparar unos deliciosos arroces, o si lo prefieres puedes comerla con algunas botanas para compartir en alguna reunión.

Pero de todas estas la alioli es una de las más deliciosas y sencillas de preparar. Con esta receta, una de las que muchos consideran la “auténtica”, podrás compartir con tu familia y amigos, los dejarás boquiabiertos.

Origen y evolución del alioli

Origen y evolución del alioli

Esta salsa no es de origen español, como muchos suelen pensar. En realidad el alioli es una receta que se encuentra por todo el mediterráneo, particularmente en Francia e Italia. Esto se debe a que los ingredientes necesarios para elaborar esta salsa se encuentran en abundancia en esta región.

Se cree que el alioli fue inventado por los antiguos egipcios, a su vez estos la pasaron a los romanos, quienes se encargaron de extenderla por el resto de la región mediterránea. A partir de ahí ha sido adaptada en algunas zonas según los gustos de sus pobladores, por ejemplo los franceses la agregan yema de huevo. Hoy en día es una de las salsas más populares, especialmente en España, Francia e Italia.

El nombre tan particular de esta salsa se debe a la combinación de dos palabras: <<ail>> que vendría significando ajo y <<olive>> que sería oliva (aceite), los cuales son los ingredientes principales para su preparación

Receta para el alioli

Receta para el alioli

Esta receta es sumamente deliciosa, puede servirse prácticamente con cualquier cosa, es un excelente acompañante, también funciona como aderezo para alguna ensalada o un dip para acompañar. El verdadero secreto del aioli está en el sabor del ajo, este debe sentirse siempre, con cada bocado de comida.

Ingredientes para la salsa alioli

Para preparar esta recesa necesitarás de lo siguiente:

  • 100 ml de aceite de oliva extra virgen.
  • 100 ml de aceite de girasol.
  • 3 dientes de ajo.
  • Zumo de limón.
  • Sal y pimenta.

Si deseas darle una consistencia más cremosa, puedes añadirle un huevo. Por otro lado, si deseas aumentar el sabor del ajo solo tendrás que añadirle más dientes según te guste. De igual forma si deseas agregarle más ajo, es recomendable que aun mentes un poco la cantidad de aceite.

Preparación del alioli

Preparación del alioli

La verdad es que preparar esta salsa no tiene ciencia, hoy en día existen muchas formas de prepararla. Hay quienes prefieren la comodidad y la eficiencia al emplear un procesador de cocina para integrar todos los ingredientes. Aunque quienes optan por el método tradicional, optan por prepararla con un mortero hondo (preferiblemente de cerámica) y una mano de mortero hecha de madera.

Pero independientemente como se prepare, el objetivo es que los ajos sean bien triturados y se integren con al aceite, luego se salpimenta y listo.

Consejos para la preparación del alioli

Consejos para la preparación del alioli

Dependiendo de cómo sea preparada, existen algunos inconvenientes al preparar esta salsa. Por ejemplo, cuando se usa yema de huevo en la preparación, existen dos escenarios: El aceite y la yema se emulsifican de manera perfecta, o simplemente no de integran sin importar la fuerza o la velocidad con la que se integren.

Es por ello que acá están algunos secretos y consejos para la preparación del alioli:

  • Cuando se emplea huevo en la preparación, el éxito de esta receta se definirá en los primeros 10 minutos de  preparación. Si el huevo y el aceite no se integran durante este periodo de tiempo, ríndete. Muchos consideran esto como un ejercicio de fe, pues no siempre se logra.
  • Por otra parte, algunas personas aseguran que existen algunos factores que definen la textura del alioli. Están quienes aseguran que si el aceite se agrega poco a poco mientras se trituran los ajos, es probable que se espese ya que de lo contrario, demasiado aceite en muy poco tiempo no permitirá que el alioli tome contextura y quede demasiado líquido. El secreto radica en agregar unos 2 cl cada 3 minutos,  de esta forma se generará un enlace químico que espesará la salsa.
  • El zumo de limón es fundamental, es posible que el huevo pueda faltar, pero el limón no. Esto se debe a que al mezclarse junto al ajo, el cual cuenta con propiedades químicas emulsionantes, permite que la salsa tome consistencia. Una parte se la contextura del alioli depende de estos dos ingredientes.

Recuerda siempre, (siempre) que si la salsa alioli no espesa, y si queda en estado líquido: no es alioli.