Quantcast

Los pasos que debes dar para que una mascarilla de adultos se convierta en una para niños

A estas alturas de la pandemia, ya hay mascarillas de sobra para los niños, pero si por algún casual te has quedado sin ellas, vamos a ver los pasos que debes dar para que una mascarilla de adultos se convierta en una para niños. Con las nuevas medidas, los niños mayores de 6 años deben llevar mascarilla al colegio, por lo que puede llegar un día en el que no te de tiempo ir a comprar y no tengas para el día siguiente. Como hemos visto, existen mascarillas de muchos tipos y tallas tanto en supermercados como en farmacias y otros tipos de comercios. Si este fuese el caso, se puede adaptar una mascarilla para adultos en una mascarilla para niños, aunque no es lo ideal, ya que lo mejor es que sea específicamente para los niños, pero puede ayudarnos a salir del paso.

Vamos a ver algunos métodos para hacerlo:

La mascarilla para niños

Un niño con una mascarilla grande

No solo nosotros tenemos la obligatoriedad de las mascarillas, sino que más de 6 millones de niños/as deben llevarla puesta en todo momento. Los niños también pueden contagiarse de Covid-19 y contagiar, pero es sabido que en ellos la enfermedad se manifiesta de forma mucho más leve, y la mayoría de ellos ni siquiera presentan síntomas. Pese a ello, también deben usar mascarillas como nosotros, es mejor prevenir que curar, y además es obligatorio el distanciamiento social y el lavado frecuente de manos.

El problema en este tema, es que no suele haber el mismo número de mascarillas disponibles para niños que para adultos, aunque ahora ya es más fácil encontrar estas mascarillas. Pero como todo, puede ocurrir que lleguemos a nuestro establecimiento de compra a última hora y no queden. Es ahí donde entra este artículo, ya que vamos a ver algunos métodos para convertir una mascarilla de adulto en una mascarilla para niños.