Quantcast

Compras tontas que te llevan a la ruina

A veces hacemos compras por costumbre y tradición sin pararnos a ver el gasto que supone el haberlo adquirido y que nos lleva a la ruina. Son productos que a simple vista nos parecen muy baratos pero que a la larga nos hacen perder mucho dinero vaciándonos la cartera. Y es que los grandes gastos no vienen a la vez. Van haciéndose poquito a poquito y sin darnos cuenta. Suelen ser objetos parasitarios de nuestra cartera. Nos hacen tener el placer de una compra, pero a la larga suponen mucho gasto.

El resultado, llegar a final de mes sin saber en qué compras se nos ha ido el dinero y no tener para alguna cosa realmente necesaria. Vamos a darte algunos consejos para que no compres cosas que te hagan perder el dinero. Objetos que piensas que son muy baratos o muy útiles y que luego no te sirven para nada o no les das el uso que esperabas. Objetos como gangas, ropa, bolsas de plástico o medicamentos nos llevan a la ruina.

Gangas en la caja

Compras tontas que te llevan a la ruina

Cuando vamos a pagar a la caja del supermercado vemos un montón de productos muy apetecibles mientras hacemos la fila. Estos objetos no están ahí por casualidad. Son parte del marketing y buscan ser compras.

Suelen ser dulces, u objetos rebajados que no necesitamos realmente. Pero su apariencia o la etiqueta del precio nos hace fijarnos en ellos. Si no lo pensamos bien, nos engañan y hacemos una compra innecesaria.

Cuando vayas a comprar, para evitar caer en esta trampa, ve sin hambre, come antes de ir para que no compres con el estómago. También lleva una lista con las cosas necesarias. Y si no es suficiente, en tu cartera lleva una nota preguntándote si necesitas lo que vas a comprar.