Quantcast

El albergue municipal de Mérida tendrá un centro de refugiados para 300 personas

El Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, en colaboración con el Ayuntamiento de Mérida, va a llevar a cabo la creación de un centro para refugiados en el albergue juvenil de la localidad. Tendrá una capacidad para 300 personas.

El complejo está compuesto por diversas edificaciones de servicios y zonas comunes, todas las construcciones están en una única planta y la superficie construida prevista es de 10.800 metros cuadrados.

Del estudio de los centros existentes, se establece una operativa distribuida en tres áreas, que son residencial, que incluye dormitorios, baños, biblioteca o sala de juegos; zona técnico/administrativa, con despachos y estancias ligadas al personal técnico, y una zona general con talleres de mantenimiento, vestuarios o seguridad.

El proyecto que arranca ahora con la firma de la cesión temporal del albergue juvenil ‘El Prado’, propiedad del Ayuntamiento de Mérida, servirá para “reforzar el sistema de acogida estatal”, cuyo cometido es atender a todos los solicitantes de protección internacional o temporal, ajustando la capacidad de acogida al tamaño actual de la demanda mediante la creación de nuevas plazas para refugiados.

El Ministerio de Inclusión, a través de la Secretaría de Estado de Migraciones, actúa en dos frentes, como es por un lado “da una respuesta rápida con actuaciones de emergencia” como se ha hecho con los desplazados por la guerra en Ucrania, habilitando cuatro Centros de Recepción, Atención y Derivación (CREADE) para atender a los refugiados, a los que se les ha facilitado acogida de emergencia, documentación y organizando las derivaciones.

Por otro lado, el Gobierno trabaja en “soluciones más estables”, para lo cual, España dispone de cuatro Centros propios de Acogida de Refugiados (CAR) en Alcobendas, Madrid, Mislata y Sevilla, a los que llegan los solicitantes de asilo procedentes de los centros de emergencia canarios, de los centros temporales de inmigrantes de Ceuta y Melilla o de la propia oficina de asilo o refugio.

Unos centros en los que “se garantiza la cobertura de sus necesidades básicas y la integración de los refugiados”, según explica el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones en nota de prensa.

Así, el nuevo centro de Mérida, al igual que los ya existentes, cumplirá con los estándares de alojamiento que establece la European Union Agency for Asylum (EUAA) en cuanto a disposición de los espacios, dormitorios, mobiliario, zonas sanitarias o comunicaciones, entre otros.

De esta forma, los miembros de una unidad familiar se alojarán juntos, se tendrán en cuenta las familias con hijos, a los vulnerables y habrá estancias que permitan cierta privacidad para reuniones con asesores legales y trabajadores sociales.

Según señala el ministerio, el proyecto de construcción del centro se divide en varias fases, y tras la firma del acuerdo de cesión temporal, se iniciará la fase de publicación de los pliegos de licitación del proyecto constructivo.