Quantcast

Llega el frío navideño con heladas y máximas en torno a 10ºC

Los primeros días de la Navidad del 2020 serán fríos y secos por un “potente” anticiclón del atlántico que enviará a España vientos procedentes de latitudes altas que impulsarán una masa de aire polar fría, por lo que habrá heladas generalizadas hasta el fin de semana, según informa la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET), que prevé que las máximas rondarán los 5ºC.

El portavoz de la AEMET, Rubén del Campo, ha detallado a Europa Press que durante estos días la nieve también hará acto de presencia y llegará a capitales de provincia como Vitoria. Para este miércoles, un sistema frontal afectará principalmente a Galicia y a las comunidades cantábricas aunque en el oeste de la comunidad gallega las precipitaciones serán persistentes.

Asimismo, aunque de forma más débil, las precipitaciones podrán extenderse hasta el oeste de Castilla y León, Extremadura y Andalucía. La cota de nieve bajará a últimas horas del día hasta los 1.000 metros y en el resto del país habrá intervalos nubosos y bancos de niebla. Al principio de la jornada predominarán los vientos de componente suroeste pero girarán al noroeste en la mitad norte de la Península tras el paso del frente, lo que favorecerá que las temperaturas desciendan.

Por el contrario, el portavoz ha matizado que en el área mediterránea subirán ligeramente las temperaturas, debido a los vientos del sur y suoreste, que llegarán recalentados a esa zona, donde se podrán alcanzar los 24ºC en el interior de la Comunidad Valenciana y Región de Murcia. También el ambiente será templado en el cantábrico oriental antes de la llegada del frente, donde se podrá llegar a los 20ºC.

El día de Nochebuena amanecerá con nubes que podrán dejar lluvias débiles y dispersas en Castilla y León, Madrid, Castilla-La Mancha e interior de la Comunidad Valenciana, con precipitaciones que remitirán poco a poco. A partir del mediodía, Rubén del Campo ha señalado que los cielos se cubrirán en el norte de Galicia, comunidades cantábricas y Pirineos navarro y aragonés. La cota de nieve estará en torno a los 1.000 metros de altitud.

Además, este día habrá bancos de niebla en la zona centro y en la meseta sur. Los vientos soplarán del norte en el tercio norte y Baleares con rachas intensas en Galicia y cantábrico, cierzo en el valle del Ebro. Del Campo ha añadido que las temperaturas serán “claramente” más bajas este día en las comunidades cantábricas, sur de Aragón y norte de Comunidad Valenciana. Por lo general, los termómetros se quedarán en valores entre 6ºC y 8ºC inferiores al día anterior y se producirán heladas que aunque únicamente afectarán a zonas de montaña.

El día de Navidad, viernes 25, “será un día muy frío de pleno invierno”, ha asegurado Del Campo y es que las precipitaciones más abundantes se producirán en las comunidades cantábricas, norte del sistema ibérico y pirineos aunque tenderán a remitir durante la tarde. Con el descenso de las temperaturas, la cota de nieve también bajará, por lo que podrá nevar en cualquier cota en Pirineos y a partir de los 500-800 metros en el cantábrico, y tampoco se descarta que en alguna capital de provincia, como Vitoria, haya algún copo de nieve el viernes por la tarde.

El viernes, en el resto de España, los cielos estarán poco nubosos pero “sí se sentirá el frío”. El portavoz ha manifestado que el descenso de las temperaturas se producirá gradualmente conforme pasen las horas de modo que las temperaturas mínimas se registrarán al final del día y la jornada acabará con heladas en buena parte del interior de la meseta norte y también en la meseta sur.

En concreto, se registrarán -6ºC o -8ºC en paramos de Castilla-La Mancha y Aragón. Las temperaturas máximas estarán en torno a los 5ºC en buena parte de la meseta norte y entre 5ºC y 10ºC en la zona centro y resto de la mitad norte. Además, el viento también se dejará notar en Cataluña y Baleares, con rachas fuertes en otras zonas del tercio norte peninsular y área mediterránea.

Esta situación permanecerá al día siguiente, sábado 26, cuando esa madrugada será la más fría del año. Del Campo ha reconocido que las heladas serán generalizadas y afectarán a todo el interior peninsular excepto al valle del Ebro, valle del Guadalquivir y sur de Extremadura.

Durante ese día también hará frío a pesar de un leve repunte de los termómetros en la mitad norte. El ambiente será seco con cielos despejados. En este punto, el portavoz ha aclarado que los valores que se registren estos días serán normales para la época del año pero se notará un cambio porque noviembre y diciembre ha sido más cálido de lo normal.

En cuanto a las Islas Canarias, las navidades comenzarán con vientos del sureste, localmente intensos y que llevarán polvo en suspensión del continente africano a las islas, por lo que habrá calima y la visibilidad quedará reducida por este polvo en suspensión. Además, el viernes y el sábado podrá haber chubascos localmente fuertes y tormentosos en las islas occidentales. Tras esto, se impondrá el régimen de alisios con lluvias débiles en el norte de las islas montañosas y con temperaturas que subirán el viernes y descenderán en días posteriores.