Quantcast

Junta andaluza muestra su «dolor» ante el presunto asesinato machista en Málaga

La consejera de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación de la Junta de Andalucía, Rocío Ruiz, ha condenado en nombre del Gobierno andaluz el presunto asesinato machista de una mujer de 46 años en Málaga, un caso que ha confirmado la Delegación del Gobierno contra la Violencia de Género y que sería el tercero por violencia machista en 2021 en Andalucía y el número 25 en España.

Ruiz ha lamentado este crimen y ha mostrado su «dolor y rotunda condena», al mismo tiempo que ha transmitido las condolencias y su apoyo a la familia. También ha avanzado que desde el Instituto Andaluz de la Mujer (IAM) se ha puesto a disposición de la familia y de su entorno laboral el programa de atención en crisis para casos de asesinatos machistas «con el objetivo de ayudar a las personas más cercanas a la víctima a afrontar esta difícil y dura situación».

La víctima ha sido asesinada por su pareja a las puertas del centro educativo donde trabajaba, quien posteriormente se ha suicidado. No constan denuncias previas de violencia de género contra el presunto agresor, pero la víctima estaba registrada en el Sistema de seguimiento integral en los casos de violencia de género (Sistema VioGén) y del Instituto Andaluz de la Mujer (IAM) por episodios de violencia machista con una pareja anterior, según ha informado en un comunicado la Junta, en el que indica que la mujer tenía un hijo y una hija mayores de edad.

La consejera ha destacado que «no se puede bajar la guardia ante la violencia de género». «Ya sabemos que no hay ni un perfil de víctima ni de victimario y, por ello, es muy importante estar alerta ante cualquier señal que nos haga sospechar que una mujer puede estar sufriendo humillaciones, abusos o agresiones por parte de sus parejas o exparejas», ha argumentado.

En esta línea, ha insistido en que «con una simple llamada al teléfono de atención a las mujeres 900 200 999 o a las fuerzas de seguridad se puede estar salvando una vida». «Estamos ante una de las principales violaciones de los derechos humanos de las mujeres por el simple hecho de ser mujeres, como sociedad no podemos tolerar que se sigan produciendo estos crímenes que ya le han costado la vida a más de 1.100 mujeres en España y a 40 menores», ha lamentado.

«La violencia machista es un problema de toda la sociedad y su erradicación requiere del compromiso de todas las personas, no podemos mirar para otro lado», ha afirmado Ruiz.

«NO ESTÁN SOLAS»

La consejera también ha lanzado un mensaje a las mujeres a las que ha recordado que «no están solas». «Tenemos todos los recursos y profesionales a su disposición para ayudarlas a recuperar el control de sus vidas para que dejan de ser víctimas de la violencia de género y pasen a ser supervivientes», ha subrayado.

No obstante, ha incidido en que «no se puede dejar a las mujeres toda la responsabilidad» y ha resaltado que «el entorno es fundamental para dar la voz de alarma y que las administraciones y fuerzas de seguridad puedan poner a su disposición todas las medidas de protección a nuestro alcance».

El Instituto Andaluz de la Mujer recibió en 2020 el mayor volumen de llamadas de toda su historia a través del teléfono de atención a las mujeres 900 200 999, un total de 38.656, que son 6.025 más que en 2019 y que supone un incremento del 18,46%, siendo los meses de abril a julio los que superaron todos los registros históricos.

Además, el 76% de las llamadas atendidas durante el pasado año han estado relacionadas con la violencia hacia la mujer y se han gestionado a través de esta línea un total de 774 acogimientos, un 8,9% más que en 2019. Andalucía acumula 219 mujeres asesinadas por violencia de género. En España el número asciende a 1.103 desde 2003.

GRAVE VULNERACIÓN DE DDHH

El Gobierno andaluz ha considerado que la violencia machista es «una grave vulneración de los Derechos Humanos», siendo el asesinato «la expresión más grave del machismo y un problema social de primer orden que atenta contra la dignidad y la integridad física y moral», principalmente de las mujeres que la sufren y enfrentan.

«Esta violencia no es una acción o acciones aisladas, es un entramado de conductas explícitas, mensajes normalizados y simbólicos que estructuran nuestra sociedad con el objetivo último de mantener la subordinación de las mujeres a los hombres y de no permitir la existencia de ningún cuerpo, modelo y/o comportamientos que transgredan los límites marcados por el sistema heteropatriarcal vigente», ha señalado la Junta.

En ese sentido, la Junta de Andalucía, a través del Instituto Andaluz de la Mujer como institución pública responsable de las políticas de igualdad y de violencia de género en Andalucía, seguirá impulsando las medidas dirigidas a que el resto de instituciones la ciudadanía en general «responda de manera inmediata y contundente a cualquier agresión machista», se atienda de manera prioritaria a la víctima, se desarrollen actuaciones preventivas para dotar a las mujeres de instrumentos que les permitan hacer frente a la violencia y a «no permitir la impunidad social de los agresores». Además, la Junta de Andalucía se compromete a «seguir apoyando y trabajando en el ejercicio de sus competencias, para garantizar vidas libres de violencias machistas».

UN MINUTO DE SILENCIO

Como muestra de rechazo y condena de la violencia de género, este viernes, 16 de julio, a las 12 horas los Centros Provinciales de la Mujer guardarán un minuto de silencio.