Quantcast

Google Stadia: los motivos por los que no triunfa

Google Stadia ha visto luz en el mercado. El servicio de suscripción de juegos en la nube no la ha tenido nada fácil. Si a eso le sumamos los grandes fallos en sus estrategias, las mismas lo han acabado por fulminar, que hasta se ha llegado rumorar que han parado la producción.

Bien sabemos de la importancia que han adquirido en los últimos tiempos los juegos en el estilo de vida de la personas. Sin embargo, con toda y la preponderancia que tiene Google, las expectativas no han logrado enganchar a los usuarios; mucho menos las promesas que se quedaron allí (en el papel), sobre lo que vendrían a proponer en cuanto a calidad se refiere.

Veamos los grandes errores que han acabado por dejar a Google Stadia en el subsuelo y sin causar sensación que era el objetivo de sus desarrolladores.

[/nextpage]

Un mercado que no dominan

Un mercado que no dominan

Todos sabemos de la influencia que tiene Google dentro del mundo de la tecnología. Pero más allá de eso, hacerle frente a duros de los videojuegos como Sony o el mismo Nintendo es algo que no tiene cabida. Por tal razón, uno de los motivos por los que Google Stadia no se ha destacado, es que tiene grandes rivales, y estos prácticamente dominan la industria de los videojuegos a su antojo (están consolidados en el mercado).

No quiere decir que nuevas propuestas no puedan dejar sus estrategias, sino que para hacerse notar, definitivamente tienen que innovar, porque la competencia es muy fuerte. Bajo esta perspectiva, los desarrolladores de esta plataforma buscaron ser ambiciosos, se encontraron con un muro infranqueable donde solo hay lugar para los mejores, y esto lo dictamina la misma audiencia.