Quantcast

Se acabaron las ‘reservas fantasma’ en Renfe: el Gobierno pondrá multas

Renfe ha decidido acabar de forma definitiva con los abusos que se están llevando a cabo con los abonos gratuitos en los trenes de Media Distancia por la cantidad tan grande de reservas fantasma. Esto quiere decir que los trenes van, en inicio, llenos, pero que en la práctica realmente hay muchos asientos que quedan libres.

Esto se debe a que realmente los usuarios reservan las plazas, pero no se presentan en el viaje generando una situación muy injusta para los que realmente necesitan viajar. Ya en el mes de septiembre la empresa implantó una limitación a esas reservas, pero parece que no fue suficiente.

Ahora Renfe está dispuesto a retirar el abono gratuito a todos aquellos usuarios que hagan reservar de manera indebida e indecente. Esto hará que las personas piensen bien si necesitan reservar realmente o no.

La nueva medida en Renfe aún está por detallar

Se acabaron las 'reservas fantasma' en Renfe: el Gobierno pondrá multas

La medida se está estudiando ya que la situación no puede continuar así por más tiempo. Están pensando cómo se debe proceder con el nuevo protocolo para terminar con la astucia de los pasajeros. En principio, se está planteando la posibilidad de añadir multas que irán de manera complementaria con otras penalizaciones moderadas en caso de que sea necesario.

Uno de los ejemplos sería la no devolución de la fianza de 20 euros que deben depositar todos los viajeros cuando adquieren el abono y que se les reintegra después de haber completado 16 viajes.

Quieren ponerlo en activo cuanto antes y es por eso que se quiere implantar para finales de año ya que el sistema de abonos gratuitos seguirá aplicado durante todo el próximo año. Estas penalizaciones también se van a aplicar a los trayectos cortos realizados en AVE y Avant que ahora mismo se encuentran subvencionados al 50%. Sin embargo, no afectará a los trenes de Cercanías que no necesitan reserva.

Renfe prepara un plan de choque

Se acabaron las 'reservas fantasma' en Renfe: el Gobierno pondrá multas

La compañía pública ha afirmado que tiene bajo la manga un plan de choque con el objetivo de terminar el abuso hacia el abono. Hay que tener en cuenta que los abonos son fundamentales para el plan de transporte y debe hacerse de manera sostenible. Este tipo de picaresca para aprovecharse del abono solo hace que terminen pagando otras personas que realmente sí lo necesitan.

El objetivo es reforzar los mecanismo para evitar que la utilización sea incorrecta en el caso de los trenes de Media Distancia. Las personas que hacen un mal uso del abono solo están desvirtuando la efectividad de las medidas para aumentar el uso del transporte público en vez del coche mejorando la sostenibilidad y la reducción de emisiones contaminantes.

Es por eso que se están barajando estas medidas para no devolver la fianza a modo de penalización e incluso la anulación del bono en los casos más graves. Aún quedan más medidas por detallar que se irán especificando en el momento en el que se cumplan ciertos trámites e informes jurídicos.

Renfe ha vivido toda una revolución en transporte

Se acabaron las 'reservas fantasma' en Renfe: el Gobierno pondrá multas

Los abonos gratuito en Renfe han sido toda una revolución en trayectos regionales. Estamos hablando que hasta el 1 de noviembre lo han usado 5 millones de viajeros llegando a realizar 2 millones de viajes más que se traduce en un 58,2% más y 862 mil más si lo comparamos al 2019.

Los abonos gratuitos comenzaron sus nuevos usos el 1 de septiembre y ya desde entonces se han cometido los primeros abusos en Media Distancia. Este tipo de viajes tiene la particularidad de poder reservar el viaje mientras que en Cercanías no es necesario.

Por lo tanto, ha habido gente que ha reservado plaza, para luego realmente no ir en el viaje, pero fichar esos viajes mínimos para poder conseguir el abono gratuito. Es una manera de aprovecharse de un abono que es realmente necesario para ciertas personas que tienen que realizar viajes de Media Distancia con frecuencia.

Los trenes llegaban hasta el punto de estar completos 10 días antes de la salida, pero cuando llegaba el momento de comenzar el viaje, los trenes se encontraban medio vacíos. Es por eso que Renfe ya a finales del mes de septiembre comenzó a planificar un nuevo sistema para acabar con este abuso.

Por el momento, no se conocen el número de infracciones y Renfe habla de casos «residuales«, pero algunas fuentes sindicales hablan de al menos un 15% de las plazas. También se ha dado el problema en la reventa de viajes gratuitos.

En total, Renfe ha alcanzado más de 1,4 millones que se traducen en un 71% de personas con abonos para viajar en Cercanías y 600 mil abonos restantes ( el 29) que corresponden a trayectos de Media Distancia.

El Gobierno se está esforzando por poner medidas que ayuden a que las personas se trasladen en transporte público, pero no servirán de nada si los ciudadanos no toman consciencia y comienzan a respetar las normas con madurez.