Quantcast

La moda se pone en modo 90s: Atrevimiento y contrastes para un mundo en constante cambio

Estamos conectados a la moda a través del tiempo y vamos retomando de cada una de las épocas actitudes, pensamientos y posicionamientos que son más que una línea, un color o un volumen. Son el reflejo de un modo de entender la realidad, la sociedad y la individualidad y eso es lo que hace que desde el presente nos conectemos o no a algunas tendencias del pasado.

Los tiempos inciertos, aquellos y los nuestros, nos traen looks que encajan pese a su desarmonía en un intento de reflejar el momento que nos ha tocado vivir, pero, también, por un deseo de romper con las normas impuestas.

Los extremos están obligados a entenderse

Se mostrará en la noticia enviada: https://www.instagram.com/p/CWLfmhAKrTy/

«Los 90 regresan con su mezcla de estilos, con materiales falsamente lujosos y brillantes combinados con piezas sencillas e incluso con un toque vulgar. En el pelo ocurre lo mismo, recogidos de niña que nada tienen de inocentes o melenas despeinadas con las que parece que regresamos de una fiesta» Explica Raquel Saiz de Salón Blue by Raquel Saiz desde Torrelavega (Cantabria).

La pérdida de la inocencia

Se mostrará en la noticia enviada: https://www.instagram.com/p/CYfCmP-PEX1/

«El jersey ligeramente grande con dibujos y las medias blancas aportan la imagen más dulce. La falda plisada se combina con unos mocasines negros, siendo más formales, junto a un bolso pequeño que podría ser de la abuela. Todo ello con una melena sin peinar, partida por la mitad, unas gafas de sol oscuras y colores disonantes entre sí en todo el look para reflejar la ruptura y la disconformidad», comenta Rafael Bueno de Rafael Bueno Peluqueros desde Málaga.

La nostalgia es atrevida

«Las prendas se combinan entre sí con un caos que ha sido claramente meditado. Diferentes texturas, superposición de prendas y plataformas configuran líneas entre rectas y amplias. Además, la simplicidad se compagina con ciertos detalles excesivos como en el pelo rojo cereza y el pañuelo con una clara referencia vintage», comenta Felicitas Ordás de Felicitas Hair desde Mataró (Barcelona).

Las contradicciones también son naturales

«La falta de naturalidad con recogidos cargados de una cierta estética futurista se combinan con prendas sensuales y que enseñan la piel junto a otras de inspiración militar. Los brillos en grandes y falsos pendientes dorados acaban de aunar en un look estilos contrapuestos que funcionan porque consiguen impactar, que es lo que se pretende», añade Manuel Mon de Manuel Mon Estilistas desde Oviedo