Quantcast

El Pevolca insiste en que hay una «baja probabilidad» de que surja un nuevo centro emisor

El director técnico del Pevolca, Miguel Ángel Morcuende, ha insistido en que en estos momentos existe una «baja probabilidad» de que surja un nuevo centro emisor en las inmediaciones del cono volcánico de Cumbre Vieja, debido a que la sismicidad, si bien continúa siendo elevada, se está produciendo a una profundidad media, entre 10 y 15 kilómetros, y alta, más de 20 kilómetros.

En rueda de prensa, Miguel Ángel Morcuende ha explicado que en estos momentos hay tres coladas: la primigenia, que ha perdido «totalmente el fuelle» y ahora mismo «no tiene claramente un aporte lávico»; una segunda que avanza «con potencia» de forma paralela a la principal y está produciendo «daños importantes» al atravesar zonas de cultivo y edificaciones, y una tercera, situada más al noroeste, que ha cruzado diagonalmente el Polígono Industrial del Callejón de la Gata y ha obligado a la evacuación de los núcleos poblacionales de los alrededores.

Morcuende ha informado que un total de 237 personas siguen albergadas en el Hotel Princess de Fuencaliente y no hay novedades respecto al número de construcciones afectadas, en tanto en cuanto no hay datos nuevos ni del Copernicus ni del Catastro. Asimismo, en el sector primario han sido arrasadas por la lava un total de 169,44 hectáreas, de las cuales 90,25 son plataneras, 9,43 aguacateros, 48,37 viñedos y 21,39 otros cultivos.

La portavoz del Comité Científico, María José Blanco, expuso que la erupción fisural continúa mostrando un mecanismo estromboliano y el VEIM se mantiene en 2. El análisis químico preliminar en la inspección visual de las diferentes coladas de lava y piroclastos muestran una evolución temporal del magma desde términos más diferenciados a más primitivos a lo largo de la serie magmática. Esta evolución es habitual en las erupciones históricas en La Palma.

El flujo principal de las coladas de lava discurre por el flanco norte, bajando por la parte norte de las coladas previas, siguiendo trayectorias hacia el oeste y noroeste. La distancia del frente de esta colada lávica al mar es del orden de unos 200 metros, pero con un avance muy lento. Siguen observándose, aunque con menor frecuencia, grandes bloques arrastrados por la colada de lava más al norte.

Siguen activos los centros de emisión del cráter y no se descarta la aparición de nuevos centros de emisión en el entorno del cono principal, así como otros observables superficiales dentro de la zona de exclusión.

El campo lávico que alimentaba la fajana de la playa de los Guirres parece no tener actividad, como tampoco la colada lávica que discurre sobre el delta lávico de 1949, en la zona del Charcón. La ausencia de actividad en el delta lávico parece provocado por los vidrios submarinos y los datos de temperatura y ph del mar a distancia corta.

La morfología del cono cambia de manera reiterada por los sucesivos procesos de crecimiento y reconfiguración y el proceso eruptivo puede mostrar episodios de incremento y disminución de la actividad estromboliana, así como pulsos freatomagmáticos. Preguntado por la posibilidad de que el cono volcánico se pueda volver a fracturar, el director técnico del Pevolca ha afirmado que seguramente volverá a ocurrir, pues la morfología del cono es cambiante «todos los días» y es «uno de los grandes problemas» que existen en esta emergencia, toda vez que el cono «es mutable y muta permanentemente».

La altura medida de la columna de cenizas y gases hoy martes, así como su dispersión, alcanza los 3.500 metros. Se prevé que continúe el viento débil en la baja y media troposfera, desde la superficie hasta los 5.500 metros de altitud. En zonas bajas predominará el régimen de brisas con una inversión térmica poco acusada que se situará entre 1.300-1.700 metros. Este ascenso de la altura de la inversión proporciona una condición favorable desde el punto de vista de la calidad del aire. En el estrato comprendido entre los 1.500 y 5.500 metros, el viento será variable y flojo, con predominio de la componente oeste por encima de los 2.500 metros.

La disposición esperada de la nube de cenizas y dióxido de azufre es oeste-este y parcialmente hacia el sur desde el foco eruptivo. Las zonas más afectadas por la caída de cenizas serán las vertientes este y sur de La Palma. No se descarta caída de ceniza fina en el oeste de Tenerife. Debido a la posición esperada del penacho, es probable que se vea comprometida la operatividad del aeropuerto de La Palma, poco probable que afecte a Tenerife. No se esperan cambios significativos hasta el próximo jueves.

La sismicidad continúa localizándose en la misma zona, con profundidades entre 10 y 15 km y se registran terremotos situados a profundidades superiores a 20 km. En las últimas 24 horas ha aumentado la amplitud de la señal de tremor, lo que indica que quiere decir que hay un mayor contenido de gas en el magma que está saliendo del centro eruptivo. La magnitud máxima observada ha sido 4.1 mbLg y la intensidad máxima fue de IV EMS. El nivel de sismicidad actual sigue indicando que es posible que se produzcan más sismos sentidos, pudiendo originar pequeños derrumbes en zonas de pendiente. Las deformaciones en las estaciones más cerca del centro eruptivo no muestran ningún patrón significativo.

Ayer la emisión de dióxido de azufre del penacho continúa registrando valores altos y se midieron 21.868 toneladas diarias. Asimismo, la emisión difusa de dióxido de carbono en la dorsal de Cumbre Vieja ha sido estimada en 1.844 toneladas diarias. Estas emanaciones no visibles de CO2 no representan peligro para residentes y visitantes. La emisión difusa de dióxido de carbono en Los Llanos refleja una mayor fracción magmática que la observada en Fuencaliente.

Respecto a la calidad del aire, ayer se produjo un pico de gran intensidad de dióxido de azufre a las 08.00 en la estación de El Paso, con un valor de 830 microgramos/m3, superando el umbral diario establecido en 350 microgramos/m3. Fue un episodio puntual que remitió en las horas siguientes, no produciéndose ninguna superación más a lo largo del día. Con relación a las partículas PM10, entre las 09.00 y 12.00 de ayer se produjo un episodio de alta concentración en la estación de Los Llanos, con un máximo de 225 microgramos/m3 que remitió a partir de ese momento y no supuso una superación del umbral diario, establecido en 50 microgramos/m3. En el resto de estaciones de la isla tampoco se supero dicho umbral ayer.