Quantcast

El nuncio del Papa: «En España la gente quiere vacunarse»

El nuncio del Papa en España, Bernardito Aúza, ha destacado que «en España la gente quiere vacunarse» y se ha alegrado de que «ya lo haya hecho un gran porcentaje de la población» porque, de esta forma, se podrá recuperar la normalidad y también los actos de culto en la calle.

«Soy optimista con respecto a que pronto podamos recuperar la normalidad en el culto publico a las imágenes. En España la gente quiere vacunarse y me parece bien que ya lo haya hecho un gran porcentaje de la población. Pienso que la vida va a volver a ser normal y esperamos que también los actos de culto, las procesiones por las calles que en Andalucía son tan importantes», ha afirmado el nuncio en una entrevista con la delegación de medios de la diócesis de Málaga.

Por otro lado, con respecto a los últimos datos del CIS que muestran un incremento de los españoles que se manifiestan ateos o no creyentes, el nuncio apostólico en España precisa que «en primer lugar hay que ver cómo se hacen los sondeos, porque se pueden hacer bien o mal». No obstante, reconoce que «la cuestión de la secularización es un desafío enorme para la Iglesia».

«Es un problema complejo, con multitud de factores que entran en juego, y que no solo afecta a los católicos, sino también a muchas iglesias protestantes. Nosotros no somos una excepción a este proceso. Particularmente pienso que, más que hablar de abandono, lo que se da es indiferencia a la práctica religiosa», ha comentado. En todo caso, ha puntualizado que «en algunas zonas en España está bastante bien, mejor que en otros países de Europa occidental».

También en sociedades tradicionalmente católicas como Filipinas, según ha añadido, hay ahora «un proceso de secularización muy muy fuerte». «Pasa como aquí, cada vez hay menos niños, menos hijos… Es un problema que no solamente se verifica en España sino también en otras partes del mundo», ha insistido. Si bien, se ha mostrado esperanzado de «que la Iglesia pueda responder a este reto y buscar soluciones y propuestas positivas para hacer frente a estos desafíos».

Por otro lado, preguntado por el incendio en Sierra Bermeja, Bernardito Auza ha explicado que «la cuestión del medio ambiente es prioritaria para los católicos». Por ello, no comprende que haya algunos sectores de la sociedad que se opongan a este papel activo de la Iglesia.

«Es difícil comprender por qué. Este es el campo de la Iglesia, es el campo de las religiones. Nosotros creemos que sí, que el cuidado de la creación es una responsabilidad religiosa. Más allá de lo que expliquen los científicos sobre el cambio climático, para nosotros es una cuestión de fe», ha subrayado.

Otro de los temas que le preocupan es el reciente terremoto de Haití, país del que fue nuncio de 2008 a 2014. «Un terremoto no lo podemos controlar pero por supuesto que sí podemos minimizar sus efectos, pues el problema de Haití es la pobreza y la precariedad de las construcciones», ha asegurado.