Quantcast

Consejos para decorar con sofás

Una de las consecuencias de lo sucedido en el último año a causa de la crisis sanitaria, es que la mayoría de las personas han pasado muchas horas en casa. Por este motivo, muchos son los que se han dado cuenta de la importancia que tiene la decoración de su casa y se han volcado en la mejora de su hogar.

Uno de los elementos más destacados y que ahora miramos con otros ojos es el sofá. En todo este tiempo ha sido un elemento fundamental para relajarnos en unas épocas de incertidumbre. Y ahora lo vemos con otros ojos: si antes nos conformábamos con cualquier sofá y tendíamos a escoger el más barato, ahora le prestamos mucha más atención. Pero, ¿cómo escoger el mejor sofá? Aquí te damos unos consejos.

El rey del salón

Efectivamente, hemos pasado unas épocas considerando al sofá como un elemento secundario, pero el último año nos ha ayudado a entender su importancia, porque nuestro sofá ha sido nuestra butaca de cine, nuestro rincón de lectura o el lugar en donde relajarnos al final del día. En definitiva, el rey de nuestro salón.

Por todo esto, es importante poder elegir entre una gran variedad de formas y estilos, como en tiendas como Sofassimo, puesto que, como vemos, un sofá es una pieza fundamental en nuestras vidas y en nuestras casas.

Antes de elegir un sofá, debes tener claro tres datos fundamentales. El primero, las medidas de tu salón. En segundo lugar, cómo está distribuido tu salón. Y en tercer lugar, piensa muy bien cuantas personas lo van a ocupar, un dato que parece obvio, pero que muchas veces olvidamos.

Pensar en el aprovechamiento del espacio

En el mercado puedes encontrar sofás de todo tipo y de muchas formas: individuales, chaise longues, rinconeras, con espacio de almacenaje, etc. También podemos combinar dos piezas para crear o separar espacio, etc. En las casa pequeñas, debemos pensar en que se trata de un mueble de dimensiones bastante grandes, por lo que pueden robar mucho espacio si no lo sabemos aprovechar.

Así, está claro que un sofá no debería disponerse en una zona de mucho paso, más bien aprovechar rincones o disponerlos en L de manera que podamos crear una zona destinada al descanso o al relax.

Los sofás con chaise longues pueden ser una gran idea, precisamente, para buscar ese relax que queremos: no hay nada mejor poderse tumbar relajadamente para ver nuestra serie favorita o disfrutar de un buen libro.

Nuestro lugar favorito

Precisamente los sofás rinconeras son ideales para crear un espacio de tranquilidad en nuestro hogar. Tienen una doble virtud: permiten un mejor aprovechamiento del espacio y también separar esa área de descanso que buscamos para el final de la jornada. Podemos hacer mucho más agradable ese espacio disponiendo una alfombra mullida en el suelo y también con suaves cojines, o paids y mantas.

Ten en cuenta que es muy recomendable disponer una luz auxiliar cerca de tu sofá, porque ayudará a que puedas hacer muchas más cosas que tumbarte y ver una película: te permitirá la lectura de libros y revistas.

Completa el conjunto aprovechando la pared

La elección de tu sofá es muy importante. Como hemos dicho, puede llegar a ser la pieza estrella de tu salón, pero esto condicionará la decoración de este espacio. A continuación te explicamos algunos trucos e ideas para completar este espacio.

Por ejemplo, espejos, cuadros o láminas que pueden ser a tono con tu sofá, o con tonos complementarios puede hacer que el resultado final sea espectacular. A nivel de composición, deberás intentar que los cuadros no sobresalgan de la anchura del sofá. Puedes disponer estos elementos de manera aleatoria, de manera ordenada o, también, disponer un cuadro grande o un espejo de un ancho similar al del sofá o también, pintar la pared de un tono diferente para hacerlo destacar.

Espejos y ventanas sobre el sofá

Decorar la pared del sofá con un espejo es también una buena apuesta, puesto que con ello consigues un efecto como de una nueva ventana en tu salón. Con ello ganarás profundidad y sensación de espacio, en contrapartida con el tamaño de mayor dimensión del sofá.

En el caso de una ventana o un ventanal, es recomendable que el sofá no tape completamente ese ventanal o que la ventana quede sobre el respaldo, evitando que la pieza no nos reste luz y provoque el efecto contrario que estamos buscando.

Finalmente, puedes completar este espacio con una mesa auxiliar en el centro o en el lateral, puesto que ello permite una mayor polivalencia de ese espacio: desde tomar el café a poder cenar cómodamente sentado en tu rincón favorito de tu casa.

Hay muchos más trucos e ideas para decorar ese espacio que puedes convertir, literalmente, en tu santuario para disfrutar del final de la jornada.