Quantcast

La acusada de agredir a 2 docentes de Coria no acepta una conformidad

Si bien el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número uno de Coria del Río (Sevilla) había fijado para la mañana de este martes un juicio rápido contra la mujer detenida por agredir y vejar supuestamente a dos docentes del colegio de educación infantil y primaria (CEIP) Maestro Manuel Gómez de dicha localidad, la vista no ha llegado a ser celebrada al no aceptar la inculpada la pena solicitada para ella por la Fiscalía, con lo que la encartada habrá de ser enjuiciada por un Juzgado de lo Penal.

Así lo han indicado fuentes del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA), coincidiendo que esta misma mañana, los aledaños del colegio Maestro Manuel Gómez acogían una concentración de repulsa a la actuación protagonizada supuestamente por esta mujer, madre de unos de los alumnos.

El alcalde de Coria, Modesto González, ha explicado que la concentración, a la que seguirá a las 17 horas de este mismo martes una marcha desde el colegio hasta el Ayuntamiento, ha transcurrido con «mucha representación» de las comunidades educativas de todos los colegios e institutos del municipio, incluyendo miembros de las asociaciones de madres y padres de alumnos (AMPA).

Entre los participantes en la concentración figuraban además, según ha dicho, los miembros del claustro del colegio Maestro Manuel Gómez y las dos docentes afectadas por los hechos, que han despertado el «rechazo unánime» del municipio, como ha expuesto el alcalde.

LOS HECHOS

En concreto, todo habría ocurrido el pasado 14 de octubre, cuando dicha mujer se personó en el colegio Maestro Manuel Gómez, donde cursa los estudios su hijo, con la intención de hablar con la tutora para conocer las razones de unas lesiones que su hijo presentaba.

Al llegar la profesora, según la Policía Nacional, de forma sorpresiva y sin mediar palabra, la mujer «se abalanzó sobre ella y la abofeteó repetidas veces, teniendo que intervenir otra docente para impedir el ataque, resultando también agredida». La profesora pudo zafarse y refugiarse en un despacho, pero hasta allí fue seguida por su agresora, que «continuo con el linchamiento, escupiéndole, golpeándola en la cabeza, tirándole del pelo, metiéndole un dedo en el ojo y hasta agarrándola del cuello fuertemente con las dos manos».

Agentes de la Policía Nacional detuvieron a esta mujer a la que le constan antecedentes anteriores, siendo entregada a la autoridad judicial, que decretó medidas de alejamiento de la agresora respecto a las dos profesoras, quedando fijado para este martes el mencionado juicio rápido, saldado como se ha descrito.