Compartir

Renfe ha tenido que cancelar un total de 1.152 trenes AVE, de larga y media distancia y mercancías como consecuencia de las cuatro jornadas de huelga convocadas por el sindicato CGT en fechas clave del verano.

Así se recoje en la declaración de servicios mínimos publicada por el Ministerio de Fomento para estos paros, previstos para este miércoles 31 de julio, así como para el 14 y 30 de agosto, además del 1 de septiembre, entre las 0.00 y las 16.00 horas y las 20.00 y las 24.00 horas.

Por tipo de trenes, en servicios AVE y de larga distancia las cancelaciones serán un total de 230 circulaciones, el 22% de los trenes inicialmente programados para esos días, ya que los servicios mínimos protegen el 78%.

Asimismo, en media distancia los trenes protegidos son el 65%, lo que permitirá que circulen 899 convoyes, mientras que otros 477 han sido cancelados.

Sin embargo, el mayor impacto de las huelgas se produce en los servicios de mercancías, donde los servicios mínimos solo protegen el 25% de las circulaciones. Así, se han cancelado 45 de los 53 trenes previstos.

Por su parte, en los trenes de Cercanías los servicios mínimos se han establecido en función de los diferentes núcleos, líneas y franjas horarias, de manera que el porcentaje varía entre un máximo del 75% en hora punta y un máximo del 50% del servicio habitual en el resto del día.

Renfe ofrece a los viajeros de servicios comerciales la posibilidad de viajar en otro tren en el horario más aproximado al que se había adquirido y, si no desean realizar el viaje, podrán anular o cambiar para otra fecha su billete sin ningún coste.