Quantcast

Ribera sobre la reserva para la Albufera: «Los ecosistemas son claves en la planificación hidrológica»

La vicepresidenta y ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, Teresa Ribera, ha mantenido este jueves, ante la petición de reservas para La Albufera, que en una planificación hidrológica «se deben tener en cuenta todas las prioridades», las ambientales, de agua para boca, y para riesgo, pero ha recalcado que en esa ponderación «el estado de los ecosistemas es un elemento fundamental».

Ribera, en declaraciones a los medios tras presidir el acto Diálogo 5+5 del Mediterráneo Occidental, se ha referido así a la alegación presentada al Plan Hidrológico de Cuenca del río Júcar para pedir 70 hectómetros cúbicos como reserva invernal para la Albufera.

En ese sentido, ha expuesto que se trata de «un asunto que hay que verlo con el conjunto de la planificación hidrológica que está en curso. Así, ha comentado que se han recibido alegaciones en las que es «importante recordar los principios que nos van a orientar cuáles van a ser la decisiones finales».

Ribera ha señalado que hay que estudiar cuáles son las demandas y ha apuntado que las que sean de tipo ambiental son «clave, empezando primero por los caudales ecológico pero también por las necesidades fluviales y zona de protección». Asimismo, habrá que estudiar «las demandas de los usuarios para agua de boca y en tercer lugar los económicos, incluidos los usos para regadío y agricultura».

Al respecto, ha señalado que es «una cuestión que les ha llevado a pensar en escenarios extremos, tanto de sequía como de inundación, y buscar el modo de pensar cómo aportar recursos no convencionales, de qué modo se puede contar con los ahorros de los programas de eficiencia en el consumo de agua», pero también con el aguas adicional que proceda de los programas de desalación o de reutilización.

Ribera ha defendido que «a partir de ahí se trata de una distribución que debe tener en cuenta todas estas prioridades» y ha recalcado que es «muy difícil pensar que se puedan satisfacer todas plenamente». No obstante, ha insistido en que «en esa ponderación, mantener el estado de los ecosistemas es un elemento fundamental en cualquier planificación hidrológica y más en las de este tercer ciclo».