Quantcast

PSOE y Unidas Podemos rechazan ajustar los tramos del IRPF a la inflación

El PSOE y Unidas Podemos han rechazado este jueves en el Pleno del Congreso de los Diputados la iniciativa de Ciudadanos de ajustar los tramos del IRPF a la evolución de la inflación, una propuesta que sí ha encontrado el respaldo de PP, Vox y PDeCAT.

«Muy buena música, muy mala letra», ha criticado el diputado Antonio Hurtado (PSOE), que cree que la propuesta es «regresiva», retroalimentaría la inflación y provocaría una menor recaudación. Además, cree que la medida no basta para afrontar este problema y se ha remitido al pacto de rentas planteado por el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, a sindicatos y patronales.

Txema Guijarro, de Unidas Podemos, ha invitado a los ‘naranjas’ a abordar la cuestión en la reforma fiscal, aprovechando además para subrayar que, aunque acontecimientos como la guerra «obligan a recalcular y replantear expectativas», cree que el proceso de reforma «debe de ser profundizado» y «radicalizado, no moderado».

PERDER PODER ADQUISITIVO Y PAGAR MÁS IMPUESTOS

Durante la defensa de su iniciativa, la portavoz fiscal de Cs, Mari Carmen Martínez Granados, ha señalado que, sumado a los precios históricos de la electricidad y la gasolina, la guerra en Ucrania tras la invasión de Rusia no solo encarecerá el gas; también el trigo y maíz, materias necesarias para la ganadería, por lo que también impactará en la carne.

«Si los precios suben un 7,4% y tu sueldo un 2%, no eres rico pero sí pagas más impuestos», ha dicho, defendiendo que la deflactación de las tablas «no es nada excesivo», una medida que adoptaron los gobiernos de González, Aznar, Zapatero, y que Francia hace cada año.

PP: «CUANDO ACABE LA GUERRA NOS VAN A ASFIXIAR»

Vox ha reclamado extender esta adaptación también a una rebaja de las cotizaciones sociales que financian la Seguridad Social, y por tanto las pensiones públicas y prestaciones, mientras que el PP ha apostado por extender el ajuste a los tramos mínimos y exenciones del impuesto, y ha criticado las subidas de impuestos que anticipan las conclusiones de los expertos convocados por Hacienda.

«Cuando acabe la guerra nos van a asfixiar», ha anticipado su portavoz fiscal, Carolina España, criticando las propuestas de limitar los tipos reducidos del IVA, la «guerra al vehículo privado» con la reforma de los impuestos aplicados al mismo y la armonización no bonificable de impuestos como Sucesiones o Patrimonio, «medida estrella» de la futura reforma, ha dicho.

PNV Y PDeCAT MUESTRAN SIMPATÍAS, PERO LIMITANDO EL AJUSTE

Por su parte, el PNV y el PDeCAT han mostrado sus simpatías con la medida, si bien han llamado a matizarla. Asumiendo que será una medida «imprescindible» que el Gobierno acabará adoptando ante subidas del IPC «de dos dígitos», Ferrán Bel (PDeCAT) ha considerado que la propuesta de Cs «no es realista», y ha abogado por limitar el ajuste a la inflación de este año, no a la acumulada desde su última actualización en 2015.

Un argumento compartido por la portavoz económica del PNV, Idoia Sagastizabal, que ha justificado por ello su abstención, y que al igual que Bel ha invitado a adoptar una medida de estas características para legitimar el pacto de rentas planteado por Sánchez, con el fin de facilitar el acuerdo y que la Administración asuma parte de los efectos de esta crisis.