Quantcast

Cataluña autoriza nuevos ingresos en residencias con casos activos

Las consellerias de Salud y Derechos Sociales de la Generalitat catalana han actualizado este lunes el plan sectorial en el ámbito de las residencias de gente mayor y de personas con discapacidad sobre la gestión de la pandemia, y autorizan los nuevos ingresos en centros con casos activos –rojos– y eliminan el uso de la mascarilla en espacios exteriores.

El documento consultado permite que las residencias rojas puedan realizar nuevos ingresos: los nuevos residentes correctamente inmunizados podrán incorporarse sin cuarentenas, mientras que los que no estén vacunados o con dos dosis o menos, realizarán diez días de confinamiento y deberán tener una PCR negativa o dos test de antígenos rápidos (TAR) los dos últimos días de aislamiento.

La adaptación del plan permite las visitas en las residencias con clasificación roja para todos los residentes, pero solo los que estén en la zona verde o limpia podrán realizar salidas sin limitación de perímetro.

Los residentes en zonas Covid no podrán realizar salidas y las visitas tendrán que ser con un máximo de dos personas en espacios individualizados y con cita previa desde el primer día de aislamiento.

Además, la nueva versión elimina el uso de las mascarillas en espacios exteriores, siempre que los residentes no sean contactos estrechos, que en este caso tendrán que llevar mascarilla quirúrgica.

TAR PARA CONTACTOS ESTRECHOS

Para las personas residentes que sean contactos estrechos, se incorpora la posibilidad de realizar un TAR el día 0 postexposición si no es posible realizar la PCR, dentro de las muestras nasales serializadas previstas para los 0, 4 y 10 días postexposición.

Si la PCR o el TAR del día 0 son negativos, los residentes que sean contactos estrechos podrán recibir visitas y realizar salidas alrededor de la residencia, aunque estarán en espacios diferenciados junto con su grupo de convivencia.

La Associació de Centres d’Atenció a la Dependència (Acad) ha celebrado en un comunicado este martes que el Govern haya autorizado los nuevos ingresos en centros con casos activos porque «permite que muchas residencias puedan retomar su trabajo habitual con la entrada de nuevos usuarios».