Compartir

El español, Borja Brañanova, de 46 años de edad, y natural de Asturias ha conseguido la custodia compartida de sus dos hijos, tras un proceso de divorcio en Dubai, en una medida sin precedentes en Emiratos Árabes Unidos.

El fallo, sin embargo, ha sido recurrido por ambas partes ante el Tribunal de Casación,  según ‘Confilegal’. La madre pretende anular el juicio y reiniciar el proceso, mientras que el padre reclama la distribución de gastos y la implementación de “un plan parental lógico”. La sentencia no se conocerá hasta el próximo 12 de marzo.

Brañanova, que lleva cerca de 15 años viviendo en los Emiratos donde es responsable del servicio de ascensores del aeropuerto de Dubai, se casó en 2013 con una mujer de origen sudafricano con quien tuvo dos hijos para los que logró la nacionalidad española. Tres años después la pareja se divorció iniciándose una larga batalla en los tribunales.

La primera sentencia, de un tribunal de primera instancia en una corte de ley islámica, dio la custodia absoluta a la madre, una decisión que el asturiano recurrió y tras aplicarse la legislación española en un nuevo juicio, logró la custodia compartida.

Según ‘La Nueva España’, el objetivo de Brañanova es lograr que sus hijos conozcan a su familia española.