Quantcast

Unos 10 migrantes desalojados en Badalona piden ayuda a Servicios Sociales

Unos 10 migrantes de los 100 que han sido desalojados este jueves de una nave ocupada en la calle Progrés de Badalona (Barcelona) han pedido ayuda a los Servicios Sociales municipales durante las horas siguientes al desahucio.

Lo ha explicado el alcalde de la ciudad, Rubén Guijarro, en una rueda de prensa a raíz del desalojo, y en la que también han intervenido el tercer teniente de alcalde y concejal de Protección Social, David Torrents, y el superintendente de la Policía Local, Conrado Fernández.

Guijarro ha detallado que entre estas 10 personas cuenta a las seis que ya se han registrado antes de las 17 horas más las que en ese momento, cuando ha empezado la rueda de prensa, esperaban para ser atendidas, y ha dicho que han llegado «a cuentagotas» y menos personas de lo que esperaban.

Ha dicho que los Servicios Sociales de la ciudad «atenderán a las personas que hayan sido declaradas en situación de vulnerabilidad» y se ha comprometido a seguir en contacto con los vecinos del barrio del Gorg.

Además, ha recordado desalojos en otras ciudades de naves donde vivían personas hacinadas y ha advertido de que esta problemática «no se puede resolver de forma aislada ni únicamente con implicación municipal».

En este sentido, ha sostenido que «los grandes problemas requieren grandes soluciones y los problemas compartidos con otras poblaciones, como lo es éste, requieren de soluciones compartidas».

También ha valorado que la ciudad necesita «reconstruir puentes que estaban rotos con otras instituciones para resolver problemas tan graves como éste».

EL AYUNTAMIENTO «EN NINGÚN MOMENTO» PIDIÓ APLAZARLO

Ha recordado que el Ayuntamiento «en ningún momento ha pedido aplazar este desalojo», como sí lo ha intentado hasta el último momento la defensa de los migrantes, porque considera que aplazarlo supondría alargar la situación en que vivían.

«Las personas que han sido desalojadas de la nave no vivían allí, malvivían, condiciones infrahumanas», y ha recordado el incendio en 2020 en otra nave del mismo barrio, donde murieron cuatro personas y tras lo que muchos de los supervivientes se instalaron en la nave desalojada este jueves.

Por eso, cree que «la solución no puede ser nunca alargar estas condiciones» y por eso el consistorio no pidió la prórroga que sí pedían los migrantes hasta que encontraran una alternativa habitacional.

CRITICA «POPULISMO DE UNO Y OTRO LADO»

Guijarro ha criticado que «la demagogia y el populsimo de uno y otro lado da titulares pero no solucionan éste problema, que es grave, urgente y tiene muchas derivadas que no permiten una lectura simplista».

También ha mostrado su apoyo a la Policía Local y a los Mossos que han hecho el desalojo y ha lamentado «muy profundamente la actitud de algunos representantes públicos si en algún momento han dificultado su trabajo».

Ha hecho estos comentarios después de Xavier García Albiol (PP) ha acudido a la nave justo al acabar el desalojo y que las diputadas de la CUP Dolors Sabater y Basha Changue han participado en la concentración que ha intentado impedir el desalojo.

Para Guijarro, «Badalona ya ha tenido bastante de demagogia y de circo mediático», y ha dicho que quiere pasar página y trabajar para una imagen distinta de la ciudad.