Quantcast

Cómo limpiar una chimenea

Una chimenea es el conducto que se encuentra en algunas viviendas y mantiene el calor de esta. Gracias a que se puede colocar leña y esta funciona para expulsar el humo y los gases de combustión.

La palabra chimenea llega al español desde el francés. En efecto proviene de cheminée que se refiere a la salida del humo que se provocaba con una fogata dentro de una casa. Es así que cheminée deriva del latín caminus, camini con idéntico significado y además el de hogar y fuego del hogar.

LEA TAMBIÉN: CÓMO CALENTAR LA CASA SIN ENCENDER LA CALEFACCIÓN

Muchos niños la conocen ya que de acuerdo a las historias es el sitio por el que suele entrar papá Noel.

Pero aunque la chimenea es una herramienta completamente funcional en casa, la verdad es que genera una gran cantidad de suciedad. Por lo que es importante mantener una limpieza en esta zona ya que los residuos de leña quedan y se esparcen por la casa.

Así que toma nota a continuación de cómo puedes hacer la limpieza correcta de la chimenea sin hacer un completo desastre y que quede perfecto.

¿Por qué es importante limpiar la chimenea?

¿Por qué es importante limpiar la chimenea?

Si no quieres limpiar la chimenea, siempre puedes contactar a unas personas que lo hagan por ti. Ya que hay personas encargadas de hacer mantenimiento de estos sitios y que queden perfectos.

Ten en cuenta que mantener una correcta limpieza de esta área además de evitar acumular suciedad, también evitas malos olores y otros.

Así que limpiar la chimenea debe estar limpia por las siguientes razones:

  • Prevenir incendios: el hollín y la creosota son inflamables. Una vez que estos comienzan a quemarse se expanden muy rápido, en menos de un minuto puede arder a 1000°C, quemar la chimenea y la casa. Por lo cual es importante eliminar estas sustancias antes, durante y después del periodo en que utilice la chimenea.
  • Mejorar la corriente de aire: el viento suele traer consigo desechos como ramas y hojas secas, restos de nidos y otras cosas que pudieran ir acumulándose en la salida de la chimenea.
  • Eliminar malos olores: si el conducto de la chimenea se obstruye por la acumulación de creosota y otros residuos pudieran aparecer los malos olores.
  • Tener una casa segura: al estar despejada la salida no habrá riesgo de que se acumule el monóxido de carbono, lo que podría causar envenenamiento y la muerte.

¿Cuándo es el momento correcto para iniciar la limpieza?

¿Cuándo es el momento correcto para iniciar la limpieza?

El momento de realizar la limpieza es cuando existen ciertos factores, como por ejemplo;

Si en la chimenea se quema principalmente leñas verdes debe hacer una limpieza o contratar a un experto cada 50 quemadas. En caso que haya presencia de humedad saliendo de los troncos cuando se están quemando, esa es madera mojada. Este tipo no se quema limpiamente y manda partículas no quemadas en el humo hacia arriba de la chimenea. Eso se va convirtiendo en creosota y hollín.

En caso que en la chimenea de casa las maderas secas se quemen roble y abedul, estas tienden a ser más limpias. Por lo tanto, la recomendación es hacerlo cada 70 quemadas con los expertos.

Una buena forma de saber si necesita limpiar su chimenea es pasar el atizador por dentro de la chimenea. Si ve 3 milímetros de capa gruesa o más, es momento de limpiarla.

Incluso si limpia la chimenea regularmente es necesario que un experto deshollinador la inspeccione. Ya que estos están entrenados para reconocer deterioros, problemas de ventilación y pueden atacar cualquier condición de esta. Por ello es que por lo general este trabajo lo hace un especialista. Igualmente puede hacer la limpieza por su cuenta pero una segunda opinión no está de más.

Paso a paso para realizar la limpieza

Paso a paso para realizar la limpieza

Ante de comenzar con la limpieza de la chimenea ten en cuenta que debes colocar alrededor de ella una tela gruesa. Esta por lo general es una tela tipo de lona o loneta, así evitarás ensuciar la zona más próxima a la chimenea.

Esta tela, puedes guardarla en el trastero o en otro lugar que consideres apropiado para poder usarla en cada limpieza.

También vas a necesitar un delantal que cubra la ropa y guantes.

Ahora bien lo primero que debes hacer es

Sacar la leña.

Luego debes retirar las cenizas y recoger con el recogedor metálico o badil.

Barre los restos de ceniza con una escoba pequeña.

Procede a raspar las paredes y el techo con un cepillo de cerdas metálicas.

Limpieza profunda a la chimenea

Limpieza profunda a la chimenea

Posteriormente debes aspirar bien cada rincón de la chimenea.

Para hacer la limpieza a fondo de debes aplicar sobre las paredes de la chimenea el producto especial para ello. Esto lo venden en las tiendas. Es necesario que sigas las instrucciones que aparecen en el envase.

Si prefieres, también tienes la opción de elaborar un producto de limpieza natural en casa con vinagre diluido en agua o bien con bicarbonato y tu lavavajillas habitual haciendo con ello una pasta que podrás aplicar.

Según el grado de suciedad deja reposar el producto aplicado de 15 a 30 minutos y retíralo después con un paño humedecido en agua caliente.

Luego de la limpieza profunda guarda los utensilios y listo, a disfrutar de la nueva chimenea limpia.