Quantcast

3 de cada 4 docentes en Cataluña tiene dificultades para atender alumnado vulnerable

El 77% de los profesores catalanes dice tener dificultades para atender al alumnado con necesidades educativas específicas (NESE), según una encuesta que la Conselleria de Educación de la Generalitat remitió a los centros el pasado junio y cuyos resultados han presentado este jueves en rueda de prensa la secretaria general de Educación, Patrícia Gomà, y la secretaria de Transformación Educativa, Núria Mora.

De dichos profesores, el 6,7% dice experimentar estas dificultades siempre, el 19,8% a menudo y el 50,4% a veces, frente al 23,1% que afirma no haberlas sentido nunca.

Por otro lado, un 43,5% afirman haber tenido dificultades en algún momento para mantener la disciplina en el aula, casi un 55% dice tener un exceso de trabajo administrativo siempre o a menudo, un 47% un exceso de tareas a corregir y un 65% un exceso de trabajo para preparar las clases.

Más del 90% de los docentes han dicho sentirse responsables del rendimiento escolar del alumnado y, en una escala del 0 al 4, han calificado sus condiciones laborales con un 3 y el sueldo con un 2,6, y han afirmado que volverían a trabajar de docentes si pudieran (3,5), y en el mismo centro (3,4).

Las direcciones han valorado con más de un 3 sobre 4 el apoyo de la inspección educativa a los centros por la Covid, y con entre un 2,8 y un 3 la utilidad del asesoramiento que prestan los inspectores con respecto a varios elementos de gestión.

No obstante, el número de dispositivos digitales para el alumnado (2,2) y la disponibilidad de personal técnico (1,9) rodea el aprobado, así como la banda ancha (2,4) y el programario (2,4).

FORMACIÓN

Mora ha afirmado que el profesorado catalán tiene una «alta vocación» y asume su responsabilidad, por la que quiere seguir formándose: el claustro quiere hacer cambios metodológicos (2,9) y valora los distintos tipos de formaciones recibidas con entre un 2,5 y un 2,9.

Las formaciones más valoradas son las de didáctica del área que imparte cada profesor, metodología, evaluación y estrategias de gestión del aula; las que menos, las de lengua extranjera y conocimientos no relacionados con el ámbito de trabajo.

Las direcciones afirman que las formaciones que han gestionado han provocado cambios en el aula y en el funcionamiento del centro (3 sobre 4), y valoran su calidad con un 3,2.

COMUNICACIÓN CON EL DEPARTAMENTO

Mora ha admitido que la comunicación entre centros, servicios territoriales y departamento es uno de los «aspectos a mejorar» que refleja la encuesta, en parte por la afectación de la pandemia de Covid-19 y la implantación del teletrabajo, pero ha dicho que se trabaja en un plan de comunicación interna.

En el mismo sentido, el 75% de los docentes reconoce haber tenido dificultades para estar al día de los cambios en las políticas educativas (el 6% siempre, el 20% a menudo y el 49% a veces): por eso, el departamento está estudiando implantar la figura del «mentor curricular», para informar a los centros sobre la normativa vigente.

Han contestado a las preguntas el 39,8% de los docentes, un total de 41.435, y 5.052 miembros de equipos directivos, el 53,2%, un porcentaje que Gomà ha calificado como «positivo» al ser la primera macroencuesta que enviaba el Govern y al tener lugar en junio (con el cierre del curso); no obstante, ha pedido que la tasa de retorno suba en las posteriores encuestas.