Quantcast

Segundas partes nunca fueron buenas, aquí las peores

Las segundas partes nunca fueron buena, o al menos eso es lo que se suele decir -que si se dice, por algo será-. Es cierto que en algunas ocasiones el amor ha triunfado en esas segundas oportunidades, pero no es una norma general, especialmente entre los famosos. Dar a tu ex pareja una segunda oportunidad cuando eres famoso es más complicado.

A continuación vamos a demostrar que el amor de segundas no es tan bonito como parece, aunque hay veces que sí ha triunfado, que también tenemos que decirlo. Las segundas partes nunca fueron buenas y aquí vienen algunas de las peores.

Hugo Silva y Hiba Abouk

Segundas partes nunca fueron buenas, aquí las peores

Donde hubo fuego cenizas quedan, o al menos eso es lo que demostraron Hugo Silva y Hiba Abouk hace ya algún tiempo cuando decidieron darse una segunda oportunidad. Claro está que este nuevo intento no llegó a ningún lado. La pareja se separó de nuevo tras un intenso y caluroso verano.

Hugo e Hiba se conocieron en el año 2011 en el rodaje de la serie El corazón del océano, pero no empezaron a salir inmediatamente, sino que se tomaron un tiempo para conocerse más a fondo (aunque parece que la llama ya empezaba a prenderse). La pareja formalizó su relación en el año 2013 y se hicieron inseparables. Pero parece ser que nada es para siempre, como diría Luis Fonsi, así que su relación terminó unos años después.

A pesar de la ruptura, los jóvenes actores continuaron siendo amigos y se veían de tanto en tanto, de ahí a que siempre hubiesen rumores de posible romance a la vista. Pero no fue hasta el verano del 2016 cuando estos rumores se confirmaron ya que vieron a la pareja muy acaramelados durante todo el verano. Eso sí, una vez terminó el verano, cada cual tomó un rumbo diferente.