Quantcast

PP exige a Urkullu «contundencia» ante ‘ongi etorris’

La secretaria general del PP del País Vasco, Laura Garrido, ha exigido al Gobierno Vasco y al lehendakari, Iñigo Urkullu, que actúe con «contundencia» respecto a los ‘ongi etorris’ a presos de ETA y ha subrayado que «más allá de las palabras, hay que pasar a la acción».

«No tiene sentido que Urkullu reaccione y sea muy contundente en el mensaje, pero que luego, por ejemplo, se apruebe un Plan de paz y convivencia en donde las referencias al terrorismo de ETA sean nulas o la deslegitimación del terrorismo no se aborde como se tiene que abordar», ha remarcado.

En una entrevista en Radio Euskadi, Garrido ha insistido en que los recibimientos a presos «no se pueden producir bajo ningún concepto» ya que son «absolutamente indignos, inadmisibles y humillantes para la sociedad vasca, cuya inmensa mayoría los rechazamos, y para las propias víctimas del terrorismo porque suponen una revictimización».

«Hay que evitar que se produzcan y para ello hay que adoptar las reformas legales que sean pertinentes y las actuaciones que sean necesarias», ha reiterado la parlamentaria vasca, quien ha señalado que en el PP están a la espera de la propuesta que señaló el ministro de Interior, Fernando Grande-Marlaska «de realizar una reforma legal para poder, en vía administrativa, sancionar este tipo de actuaciones y que no quedaran impunes».

Garrido ha denunciado el «papel activo de la izquierda abertzale» que hacen «un apoyo explícito a los recibimientos». «Se recibe como héroes a criminales y se está avalando con un apoyo a este tipo de homenajes la trayectoria criminal de los terroristas», ha denunciado.

Por todo ello, ha emplazado tanto al lehendakari como al Ejecutivo vasco a pasar «de las palabras a los hechos» y ha advertido de que el PP será «absolutamente exigente» con el PNV con el objetivo de que se adopten «las medidas para poder abordar la cuestión pendiente en términos de convivencia, una vez que la banda terrorista ha desaparecido, pero siguen existiendo vestigios de odio y se siguen produciendo ese tipo de homenajes absolutamente repugnantes desde todo punto de vista».

DISTURBIOS

En cuanto a los disturbios que se están produciendo a lo largo de este verano en diferentes localidades vascas, Laura Garrido se ha mostrado convencida de que «obedecen a un patrón» y «parece que son organizados».

De este modo, ha condenado «sin paliativos» estos «actos vandálicos» y ha lamentado que «a día de hoy los de siempre y el entorno de la izquierda abertzale» no los haya condenado.

Además, la dirigente popular ha considerado que, «aparte de todo lo que conllevan de destrucción de mobiliario urbano y de saqueos», estos actos suponen «un ataque a la Ertzaintza, un cuestionamiento de la autoridad y la policía autonómica».

Por ello, ha instado al Gobierno Vasco a que «dote de medios suficientes» a la Ertzaintza porque, según ha dicho, «no está siendo así y ellos mismos lo están poniendo de manifiesto». «Hace pocas semanas conocíamos algo muy insólito, como es que pidieran amparo al ministro Marlaska y hay testimonios de que se encuentran absolutamente desprotegidos y no tienen medios suficientes», ha asegurado.

Tras enviar un «mensaje de apoyo y reconocimiento» a la labor que está realizando la Ertzaintza, también ha mostrado su cercanía con las policías locales «que se ven sobrepasadas por estos acontecimientos».

A su juicio, el Gobierno Vasco y el Departamento de Seguridad «tienen que hacer una reflexión» porque «no se puede dejar a la Ertzaintza abandonada como lo está siendo en relación a los medios para hacer frente a estos disturbios». «La gente que se tiene que sentir protegida y lo que se tiene que hacer es frente a estos hechos con toda la contundencia y todos los medios que se requieren», ha añadido.

TERRORISMO Y PRESOS

Por otro lado, la parlamentaria del PP vasco ha insistido en que «aquí ha habido un terrorismo desgraciadamente con mayúsculas que es el de ETA y donde por imponer unas ideas totalitarias se ha tratado de eliminar a todo el que no pensara así». «Es un terrorismo con entidad propia y no podemos pasar página», ha subrayado.

De este modo, ha lamentado que el presidente Pedro Sánchez, «por las necesidades que tiene de aprobar sus presupuestos y de acabar la legislatura», esté llevando a cabo «actuaciones respondiendo a exigencias de la propia izquierda abertzale» y «se está blanqueando su trayectoria de no condenar el terrorismo y de justificación de este».

«Nosotros condenamos todo tipo de violencias, no tenemos ningún problema pero obviamente el terrorismo de ETA tiene una entidad propia y así tiene que tratarse», ha remarcado Garrido, quien ha reclamado un «relato, un relato veraz, certero y sobre todo que haga justicia con las víctimas del terrorismo».

Finalmente, respecto al acercamiento de reclusos a cárceles vascas, ha insistido en que «lo que da la sensación en este caso, cuando se ha acercado presos de ETA con delitos de sangre a cárceles vascas, no se está siguiendo lo que es una política penitenciaria que establece una serie de requisitos a cumplimentar, sino más bien se está respondiendo a las exigencias de Batasuna porque al final el señor Sánchez necesita sus votos para seguir en la Moncloa».