Quantcast

Qué es el RAI

El RAI significa Renta Activa de Inserción y es una prestación de carácter no contributivo destinada a aquellas personas desempleadas que no perciben otras ayudas. Asimismo es destinadas a aquellas que acreditan especiales dificultades de reinserción en el mercado laboral.

Lea TAMBIÉN: QUÉ ES EL BREXIT DURO

El RAI está dirigido a los parados de larga duración mayores de 45 años, emigrantes retornados mayores de 45, víctimas de violencia de género o personas con discapacidad igual o superior al 33%.

Esta renta tiene una duración máxima de 11 meses y la cuantía del RAI consiste en el 80% del Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples (IPREM).

El RAI también es una ayuda que reciben las personas que están buscando trabajo de manera activa. Es decir que no son personas que rechazan o se niegan a participar en acciones formativas.

El solicitante debe tener en cuenta que se deberá acreditar que no se ha percibido la RAI en los 365 días naturales anteriores a la fecha de solicitud del derecho a la admisión al programa.

Salvo en el caso de los que acrediten un grado de minusvalía igual o superior al 33% o la condición de víctima de violencia de género o víctima de violencia doméstica.

¿Cuáles son los requisitos para el RAI?

¿Cuáles son los requisitos para el RAI?

Es claro que para recibir el RAI es necesario estar en una de las cuatro situaciones:

1) Parados de larga duración mayores de 45 años
2) Emigrantes retornados mayores de 45 años
3) Víctimas de violencia de género o doméstica
4) Personas con discapacidad igual o superior al 33%

Además es preciso tener en cuenta que en todas las opciones hay que cumplir unos requisitos generales:

  • Ser menor de 65 años.
  • No tener ingresos propios superiores a 712,50 euros mensuales.
  • Que la unidad familiar no supere el tope de rentas. Lo que significa que la suma de los ingresos mensuales obtenidos por todos los miembros de su unidad familiar dividida por el número de miembros que la componen no supere 712,50 euros mensuales por miembro.
  • No haber sido beneficiario de tres RAI anteriores. Solo puede cobrarse tres veces.
  • En el caso de la RAI por discapacidad y la RAI por violencia de género, se pueden solicitar las tres anualidades seguidas.
  • Normalmente, en RAI para mayores de 45 y RAI por discapacidad, antes de pedir la cita previa para solicitarlas al SEPE, había que acreditar ante el Servicio Autonómico de Empleo que se habían realizado las acciones de Búsqueda Activa de Empleo (BAE).
  • Estar inscrito en los servicios de empleo autonómicos de forma continuada como persona demandante de empleo en los últimos doce meses. Con esto quiere decir que es necesario haber acumulado unos 90 días trabajados como mínimo en los 365 anteriores a la fecha de la solicitud.

Requisitos para emigrantes retornados

  • Cumplir los requisitos generales de la ayuda.
  • Tener 45 o más años de edad.
  • Haber trabajado al menos 6 meses en el extranjero desde la última salida de España y haber retornado en los 12 meses anteriores a la solicitud.

Requisitos para víctimas de violencia de género

  • Cumplir los requisitos generales de la ayuda tanto el limite de rentas como el compromiso de actividad.
  • Acreditar la condición de víctima de violencia de género o víctima de violencia doméstica mediante certificación de los Servicios Sociales de la Administración competente o del centro de acogida, por resolución judicial, orden de protección, o informe del Ministerio Fiscal.
  • No se exige llevar inscrito como demandante de empleo 12 o más meses ininterrumpidos.

¿Qué documentos son necesarios para tramitar el RAI?

¿Qué documentos son necesarios para tramitar el RAI?

Ahora bien para poder tramitar el RAI es necesario presentar una documentación determinada:

1- DNI, NIE, TIE o pasaporte. Identificación del solicitante y si es necesario del cónyuge y/o hijos que conviven o están a su cargo y que figuran en la solicitud. En el caso de los españoles bastará con el DNI o pasaporte.

2- Si son extranjeros residentes en España será necesario un certificado de registro de ciudadano/a de la Unión Europea (NIE), junto con el pasaporte o el documento de identidad en su país de origen.

3- Cualquier documento bancario en el que aparezca el número de cuenta donde se quiera recibir la ayuda.

4- Libro de familia o documento equivalente en el caso de extranjeros o extranjeras.

5- En algunas ocasiones puede que se pida entregar un justificante de rentas. También es necesario presentar un certificado de discapacidad y del grado reconocido expedido por el Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS), por el Instituto de Mayores o Servicios Sociales (IMSERSO), con la resolución del Ministerio de Haciendo o Ministerio de Defensa.

La solicitud puede presentarla a través de la sede electrónica del SEPE, en la oficina de prestaciones. También es válido en cualquier oficina de registro público o por correo administrativo.

Sobre límites de rentas

Sobre límites de rentas

Desde luego. Es preciso saber que cada beneficiario deberá acreditar que carece de rentas, de cualquier naturaleza, que excedan el 75% del Salario Mínimo Interprofesional (SMI) excluida la parte proporcional de dos pagas extraordinarias.

Además, una vez acreditada la carencia de rentas del beneficiario, deberá acreditarse también carencia de rentas de la unidad familiar si la tuviera. Forman parte de la misma cónyuge y/o hijos menores de 26 años, o mayores incapacitados, o menores acogidos.

Cualquier información extra visita la página web oficial.