Quantcast

Lapuente asegura que Rioja “está más viva y dinámica que nunca”

El director general del Consejo Regulador de la Denominación de Origen Calificada Rioja, José Luis Lapuente, ha asegurado que Rioja, la Denominación de Origen más antigua de España, “se mueve, está más viva que nunca, más dinámica y enriquecedora, y eso sienta las bases de futuro de esta región, siendo ahora más que nunca la apuesta con mayor atractivo para los consumidores”.

En una entrevista, Lapuente ha indicado que “vamos construyendo y poniendo piezas de una forma adecuada, caminando hacia adelante con paso firme, sin dar pasos atrás”. De hecho, ha asegurado que en los últimos tiempos “en Rioja se han ido promoviendo las suficientes claves para tener éxito”.

“En el momento que consigamos ver la luz y alcanzar nuestra añorada normalidad cotidiana, que no va a depender de nosotros sino del entorno, hay cimientos, mimbres y una base lo suficientemente sólida, atractiva e incluso exitosa para tener recorrido”, ha añadido.

El director general ha reconocido cómo Rioja “ha puesto también el foco en el viñedo, ese protagonista que a veces estaba en segundo plano” e incluso “cómo Rioja marca tendencia, hasta el punto de que muchas regiones están cambiando sus regulaciones para dar cabida, por ejemplo, a los vinos de pueblo”, siendo “por tanto una estela que siguen otros”.

Lapuente ha destacado, por otra parte, la gran acogida de Rioja Wine Academy, la plataforma on line que ha formado a más de 12.000 alumnos de más de 60 países, al tiempo que ha recordado que la zona es destino líder con más de 860.000 visitas al año a las bodegas.

En este punto, y en relación al enoturismo, ha señalado que, “además del turismo congresual y de negocios, “seguimos segmentando y especializando nuestra oferta, entrenando si cabe a las bodegas, también al público interesado en el turismo familiar, así como el que se orienta al segmento más premium”, y para el 2021 queremos seguir trabajando esta línea y apostar por perfeccionar y desarrollar el “turismo gastronómico”. Con ello, “hemos pasado de una oferta general de la Denominación a propuestas diferenciadas, dependiendo del interés del visitante”.

SECTOR “DINÁMICO”

Sobre el año 2020, Lapuente ha indicado que “teniendo en cuenta cómo parecía que iba a resultar el año, podemos hablar de un balance positivo”. Ha recordado que “lo iniciamos padeciendo algunos factores exógenos que nos preocupaban como el recargo arancelario en Estados Unidos o ver qué ocurría con la salida de Reino Unido de la Unión Europea, por lo que teníamos preocupación en el foco internacional”.

De hecho, ha apuntado que en el nuevo Plan Estratégico “buscábamos encajar y ordenar de forma racional todos los argumentos de valor que traíamos del año 2019, como nuestros primeros vinos de ‘Viñedo Singular’ o una añada excelente, y por ello nos frotábamos las manos con que el 2020 iba a ser un gran año, pero luego la pandemia nos desarboló con escenarios muy negativos, si bien no le perdimos la cara a la situación”.

Lapuente ha asegurado que “hemos sido un sector muy dinámico, y nos pusimos manos a la obra para maximizar la eficacia de las acciones y de las inversiones, y, a juzgar por el resultado, lo hemos conseguido”. Además, ha añadido que “el mercado ha demostrado que Rioja tiene un suelo firme y que, aunque los números van a ser negativos, esa fortaleza y ese músculo que tiene impide que los resultados hayan sido catastróficos”.

En este sentido, ha estimado que puede darse una caída sobre el 12 por ciento en valor “frente a escenarios más catastrofistas del 20-30 por ciento, lo que nos lleva a que terminaremos con una situación desequilibrada, pero no tanto como para que no pueda remediarse el año que viene”.

“DESPEJAR INCONVENIENTES”

Para Lapuente “hay que esperar que se despejen todos los inconvenientes que nada tienen que ver con la Denominación, lógicamente que la problemática sanitaria y social supere, pero sobre todo tener un clima económico adecuado para poder desarrollar la potencialidad que acredita Rioja”.

Todo ello, con una vendimia de 2020 que “antes había sido exigente en el tratamiento de enfermedades al inicio del ciclo, y luego vio que en el momento crítico las condiciones vinieron tan de libro que las perspectivas son muy optimistas, lo que hace que nos vaya a dar vinos de mucho recorrido”. Tampoco hay que obviar las complicadas circunstancias en que se desarrolló y que se no se produjese ninguna incidencia grave que la paralizase, lo que exige felicitar a todos los actores, que han sabido estar a la altura.

En la cartera “hay argumentos suficientes como para sorprender, enamorar, seducir, y tenemos el contenedor adecuado, porque el sector no se ha parado, y ha seguido trabajando en un nuevo Plan estratégico”. En este caso, ha reseñado Lapuente que “nos ha llevado primero a pensar y luego a alinear intereses y poner el foco en aspectos de los que vamos a oír hablar mucho en el corto plazo, como sostenibilidad o digitalización y que van a contribuir a la mejora continua en la que opera Rioja en su gestión y en su oferta”, y todo ello “se añade a lo que venía de bueno que no hemos podido rentabilizar por las circunstancias”.

El director general del Consejo Regulador ha apuntado que “hay que ver el vaso medio lleno, ya que miramos al entorno, la competencia, y vemos que hemos salido relativamente indemnes o mejor y con menos arañazos de lo que esperábamos”.