Quantcast

Cómo hacer unas vieiras gratinadas para chuparte los dedos

Hoy te vamos a traer esta receta, que es una de esas que quitan el hipo. Comidas especiales, señaladas, o quien pueda, para todos los días. Vieiras gratinadas al horno o, lo que es lo mismo, una receta para chuparse los dedos. Los pectínidos, conocidos vulgarmente como te acabamos de decir, son una familia de moluscos bivalvos, emparentados de cerca con las almejas y las ostras. Se las suele llamar con esta palabra gallega porque en Galicia son abundantes. La palabra deriva de Venus, la diosa del amor. Botticelli y otros pintores la representan surgiendo de una. Como todos los bivalvos, simboliza la vulva femenina.

La concha de este molusco común o venera, recibió de Linneo esa denominación en 1758, en obsequio al símbolo del peregrino en el Camino de Santiago, en España. Curiosamente la denominación taxonómica Pecten jacobaeus puesta por Linneo se corresponde con este molusco endémico del Mediterráneo y no con la de mucho mayor tamaño propia de las costas gallegas, que recibe el nombre de Pecten maximus.

Origen de la vieiras

Cómo hacer unas vieiras gratinadas para chuparte los dedos

Las vieiras viven en aguas profundas de la mayor parte de los mares, sobre bancos de arena limpia y firme cerca de la costa, hasta 100 metros de profundidad. Son hermafroditas, y maduran primero las gónadas masculinas.

Al ser típica de las costas de Galicia, los peregrinos la llevaban a sus lugares de origen como prueba de que habían llegado hasta el final del camino. Por lo que se consideran un símbolo muy especial en Galicia.