Quantcast

Detenido por amenazar a su expareja por teléfono y mediante las redes sociales

Agentes de la Policía Nacional han detenido en la localidad madrileña de Mejorada del Campo a un hombre de 26 años como presunto autor de un delito de malos tratos en el ámbito familiar ocurrido en Gandia (Valencia) tras, al parecer, amenazar a su expareja, a la que insultaba mediante las redes sociales y a quien llegó a enviar por teléfono archivos fotográficos con imágenes de violencia explícita.

La investigación se inició a principios de este mes de agosto, al tener conocimiento los agentes de que una mujer podría estar siendo amenazada por su expareja. Tras las primeras pesquisas policiales, los agentes averiguaron que el hombre habría contactado con la víctima a través de las redes sociales enviándole mensajes con insultos y amenazas, según ha informado la Policía Nacional en un comunicado.

De hecho, en las plataformas de Internet habrían publicado ofertas de trabajo con información personal y el teléfono de la mujer, quien recibió numerosas llamadas para optar a estos empleos. Además, el detenido presuntamente le habría llamado por teléfono en numerosas ocasiones, una de ellas cuando la víctima se encontraba en ese momento en dependencias policiales.

Tras conocer los hechos, los agentes iniciaron las pesquisas para la localización del hombre, debido a que se encontraba en paradero desconocido. Fruto de las investigaciones, los policías averiguaron que el hombre había huido a la localidad de Mejorada del Campo (Madrid), por lo que con la colaboración de los agentes de la comisaría de Coslada finalmente fue localizado y detenido como presunto autor de un delito de malos tratos en el ámbito familiar.

Los agentes han podido determinar que el sospecho presuntamente también habría participado en un robo con violencia en un establecimiento comercial cometido el 9 de julio en Gandia y que, además, le constaba una reclamación judicial por malos tratos en el ámbito familiar y una orden de expulsión en vigor, al encontrarse irregularmente en España.

El detenido, de origen argentino y con antecedentes policiales, ha pasado a disposición judicial de la autoridad judicial de Gandia, que ha decretado su ingreso en prisión.