Quantcast
jueves, 6 mayo 2021 7:02

El delantero low cost que podría aterrizar en el Barcelona

El final de temporada está cada vez más cerca y con él se definirá el futuro de un FC Barcelona que ya ganó la Copa del Rey, pero que tiene ante sí la posibilidad de conquistar un doblete histórico con LaLiga Santander que al principio nadie se esperaba. Los de Ronald Koeman comenzaron muy mal la campaña, pues a sus resultados irregulares se les unía un juego pésimo; allí los jugadores exhibieron su peor cara al mostrar un nivel muy por debajo de lo que se espera para un futbolista del Barça. Además a todo eso había que agregar que los esquemas utilizados por el neerlandés no terminaban de causar efecto y todo eso se traducía en resultados irregulares y la imposibilidad de luchar desde el principio con un Atlético de Madrid imparable. Sin embargo, todo cambió tras caer en la Champions League y desde allí se mejoró mucho.

Esa humillación ante el PSG, en la que Mbappé le pasó por encima al Barcelona, sirvió para que el equipo tomara medidas y desde entonces comenzara un crecimiento los llevó hasta ganar la Copa del Rey ante el Athletic Club con contundencia (0-4). Todo se debió a que varios jugadores elevaron el nivel que siempre han debido mostrar; a que Koeman empezó a dar con la tecla tanto en las alineaciones como con respecto a los futbolistas en quienes confiaba, pues varios comenzaron a aparecer; en esa categoría se puede encasillar a jóvenes valores como Pedri que se reafirmaron en el primer equipo; y también a que se recuperaron futbolistas que habían comenzado mal la temporada, como De Jong o Jordi Alba. No obstante, esto no es suficiente y el equipo necesita refuerzos de cara a la próxima campaña, por eso uno de ellos podría ser el de Olivier Giroud.

Giroud llegaría gratis al equipo blaugrana

Parece difícil pensar que el equipo necesita refuerzos, pero la realidad es que varapalos como los sufridos en Champions League, en la Supercopa de España y lo mucho que les ha costado asentarse en LaLiga, pese a demostrar mucho potencial en varios momentos del campeonato, son cosas que indican que no todo está tan bien como parece. En ese sentido las duras caídas sufridas últimamente ante Real Madrid, en la que Koeman tuvo mucho que ver, y ante el Granada, que otra vez el técnico y algunos jugadores no dieron la talla, son prueba de que los cambios son necesarios. No obstante, estos deben ser algo especiales dada la precaria situación económica del Barcelona, con esa enorme deuda que tienen; por ese motivo la contratación de Giroud no les caería para nada mal, pues llegaría completamente gratis al finalizar su contrato con el Chelsea.

Otros jugadores como Memphis Depay, Kun Aguero o Eric García también suenan para llegar al conjunto azulgrana bajo esa misma fórmula; ahora se agregaría un Giroud que pese a no contar con muchos seguidores, si que muestra ser un delantero muy efectivo y capaz en cada uno de los clubes en los que ha estado. En cuatro temporadas con el Chelsea, el francés ha anotado un total de 39 goles y sin ser el delantero titular del equipo; lo que prueba que aprovecha hasta la más mínima oportunidad que le den. Un jugador así le haría mucho bien a un Barcelona, que en caídas como ante Cádiz, Real Madrid (por partida doble) y, la más reciente, ante el Granada necesitó un delantero que revolucionara las cosas y ni en la figura de Braithwaite ni en la de ningún otro elemento de la plantilla lo encontró.

Un delantero que ha ganado mucho

Olivier Giroud

Pese a que algunos medios ya destacan que ni a Lionel Messi ni a Joan Laporta le hace mucha gracia este ofrecimiento de Giroud; la verdad es que Koeman no lo ve con tan malos ojos, pues aprecia la calidad de los delanteros de su estilo, que pese a las voces que tienen en contra saben surgir en momentos claves. De hecho, al destacar en al prensa que solo es un ofrecimiento, el mismo atacante francés podría tener otras opciones; pero la verdad es que le haría ilusión jugar en España y ante la necesidad que tiene el Barcelona de un delantero que asuma el rol de suplente y pueda aportar, él piensa que aún podría cumplir un papel así. Y es que en su carrera siempre ha encontrado tanto detractores como gente que aprecia su trabajo; sin embargo, en cada lugar en el que está responde.

Con el Montpellier ya destacó como goleador para ganar la Ligue 1; después su paso por el Arsenal también estuvo plagado de éxitos, pues a pesar de todas las dificultades de los gunners logró alzar tres FA Cup y tres Community Shields; y ya con el Chelsea le ha añadido otra FA Cup y una Europa League a su palmarés. Ahora peleará por una nueva FA Cup, tras vencer al City y llegar a la final; sin contar con que también esta cerca de la final de Champions League, si logra superar al Real Madrid antes. No obstante, todos sus logros se opacan con esa Copa del Mundo que ganó en Rusia 2018, en la que fue clave aún sin anotar ni un gol. Ese aporte incansable es el que quiere Koeman para su Barcelona y con el delantero galo podría conseguirlo.