Quantcast
martes, 2 marzo 2021 18:08

Real Madrid: La letra pequeña (y secreta) que firmó Arteta por Odegaard

El mercado de fichajes estuvo muy quieto para el Real Madrid en el aspecto de las llegadas; pero en el caso de las salidas, si que se dieron algunas que además de ser sorpresivas, si que llamaron la atención por las expectativas que generaron esos jugadores al arribar al entidad merengue. Uno de los esos que llegó el pasado verano y tuvo que salir por la puerta de atrás en esta ventana invernal fue Martin Odegaard. La culpa de este descalabro mayúsculo la tiene un Zinedine Zidane que no solo dejó pasmado al jugador con sus decisiones polémicas; también lo hizo con el propio club y con unos aficionados que se quedaron esperando la consagración de la perla noruega, pero con el francés en el banquillo está claro que esta nunca llegará por mucho que este se esfuerce por decir lo contrario.

Zidane quedó muy mal parado tras ser eliminado por el Manchester City en la pasada edición de la Champions League. Al quedarse sin muchas opciones en el mediocampo, sus análisis arrojaron que necesitaba reforzarse; no obstante, la crisis económica ocasionada por el coronavirus y por la propia deuda del Real Madrid le impidió hacerlo, aunque junto con Florentino Pérez ideó el plan del regreso de uno de sus cedidos: el de Odegaard. El francés llamó al noruego para convencerlo de que debía recortar su cesión de dos campañas con la Real Sociedad y volver cuanto antes al club merengue. Odegaard aceptó ilusionado por la promesa de que sería importante; pero rápidamente todo quedó en nada y para este mercado invernal pidió salir a un Arsenal que lo quería a toda costa. Pese a la decepción, el Madrid no lo dejaría ir sin antes asegurarse de velar por sus intereses.

Informes constantes del estado de Odegaard

Zidane / Reaal Madrid
Los merengues quieren estar pendientes siempre del noruego

Hace poco se dio a conocer por la prensa una de las cláusulas que tuvo que acceder firmar el Arsenal para que el Real Madrid aceptara cederle al nórdico. El equipo blanco no quiere que su jugador sufra de ningún percance en su estancia en Londres; por ese motivo se incluyó en su contrato de préstamo una cláusula en la que los servicios médicos de los gunners debían tener al tanto en todo momento del estado físico se su jugador al Madrid. Claro que esta debía aplicarse más que todo cuando Odegaard sufriera alguna lesión. Por más pequeña que esta fuera, sin importar la gravedad, el tiempo de duración o el proceso de recuperación; siempre el conjunto de la capital española debía conocer como estaba el noruego y cuanto tardaría en regresar a los terrenos de juego en perfecto estado.

La idea de todo esto es que el Real Madrid está más que convencido de que el centrocampista será una pieza clave en el futuro, por eso quiere estar pendiente de que como evoluciona en todo momento; porque él volverá sí o sí a la disciplina merengue. Aunque el Arsenal de Arteta trató de esquivar una cláusula tan invasiva por parte del Madrid, al final tuvo que acceder debido a que si quería la cesión debía firmar. Florentino Pérez dejó claro que solo con esa cláusula aceptaría que saliera y por eso el equipo inglés tuvo que conformarse con esa medida. Desde su llegada los mensajes de parte y parte no han cesado; por eso el cuerpo médico de los gunners mantiene al tanto en todo momento a la escuadra merengue de como va el nórdico en su nueva etapa profesional.

Una pieza vital para el futuro merengue

Odegaard cuenta mucho para el Madrid

En estos momentos, Odegaard está luchando para convertirse en una pieza clave en el esquema de Arteta y al parecer el técnico español, a diferencia de Zidane, si que tiene intención de utilizarlo muy a menudo. En sus primeros duelos salio desde el banquillo; pero ya más asentado y con más fuelle, Arteta le dio la oportunidad de ser titular ante el Leeds United y el Arsenal consiguió una victoria importante de cara a sus aspiraciones de subir todo lo que pueda de aquí al final de campaña para conseguir meterse en competiciones europeas. En esa misión, el estratega gunner ya comienza a confiar en las ganas que tiene Odegaard por destacar; sin embargo, no solo el noruego quiere que ese plan funcione, también lo quiere un Madrid que espera verlo sobre el terreno de juego la mayor cantidad de tiempo posible.

Desde la entidad merengue solo quieren que Odegaard evolucione; así que que esperan que hasta el final de temporada todos los informes sean positivos con a su físico y que, claro está, no sufra ninguna lesión para que se siga llenando de minutos de cara al próximo curso. El Real Madrid es consciente del potencial que encierra el noruego, porque en la Real Sociedad dio muestra de todo lo que puede llegar a aportar en el juego de su equipo si este le da la confianza y las riendas para comandar el centro del campo. No obstante, el Madrid ya tienen un inconveniente a resolver, debido a que el nórdico dejó claro que mientras Zidane continúe él no piensa volver. Se siente engañado y ninguneado por el francés, por eso no quiere verlo ni en pintura. Los blancos lo quieren en su futuro así que tendrán que decidir pronto.