Quantcast

WhatsApp: esto es lo que (dice) no va a compartir con Facebook

El último cambio en la política de Condiciones y Privacidad de Whatsapp, que sugería la compartición de datos con Facebook, había provocado un aluvión de quejas y la migración de muchos usuarios de la aplicación a Signal o Telegram. Abrumados con esta marcha de clientes, WhatsApp ha mandado un mensaje intentando tranquilizar a las masas.

La crisis reputacional de Facebook parece manchar prácticamente cualquier producto que toca. Cuando la compañía de Mark Zuckerberg compró WhatsApp en 2014 por 19.000 millones de dólares ya muchos usuarios temieron una transferencia de datos entre ambas compañías. La última actualización de la aplicación de mensajería parecía haberles dado la razón, pero ellos también han explicado las razones. ¿Te convencen los motivos?

“QUEREMOS SER 100% CLAROS”

Como estas explicaciones no fueron suficientemente convincentes para los usuarios, y las redes se llenaron de mensajes especialmente duros con la compañía, WhatsApp publicó un tuit intentando solucionar esa crisis reputacional. “Queremos abordar algunos rumores y ser 100% claros, continuamos protegiendo sus mensajes privados con cifrado de extremo a extremo”, comentó.

WhatsApp ha asegurado, entre otras cosas, que los cambios que ha realizará en su política de privacidad no afectan a la privacidad de los mensajes y llamadas de los usuarios a través de la plataforma, ya que las conversaciones están protegidas con encriptación de extremo a extremo.

La plataforma no mantiene registros de las personas a las que escribe o llama el usuario, ni puede ver la ubicación compartida. Asegura que no comparte los contactos con Facebook y que los Grupos también son privados. La actualización de la política de privacidad “no afecta a la privacidad de los mensajes con amigos o familia”, reitera la compañía en la publicación.