Quantcast

Una ciudad sueca exige a sus mendigos pagar una cuota si quieren pedir en la calle

La ciudad sueca de Eskilstuna, al oeste de Estocolmo, exigirá a sus mendigoos el pago de una licencia para poder pedir dinero en sus calles, una medida destinada a erradicar esta practica en la localidad.

Para ello se deberá solicitar por internet o en una comisaría el permiso para poder mendigar. Una cuota que asciende a 250 coronas (23,3 euros) y con una validez de tres mese. Además se deberá portar un carnet especial y será multado todo aquel que no disponga del mismo.

La introducción de esa normativa municipal ha provocado críticas de varias organizaciones sociales que consideran que así se criminaliza la mendicidad.