Quantcast

Tiramisú sin huevo: la receta que está igual que el postre tradicional

El tiramisú es uno de los postres italianos más reconocidos a nivel mundial. Con un sabor delicioso a café, con una cremosidad perfecta y con una humedad que hace que se deshaga en el paladar mientras lo disfrutas, este postre, sobre el cual se han tejido diferentes historias, es una delicia a la que ningún comensal se puede resistir.

Estamos en verano, y una de las razones que puede llevarte a cohibirte del disfrute de un rico tiramisú, es que este postre, en su preparación, lleva huevo; y como bien es conocido, durante la ápoca de calor, es mejor evitar su consumo en crudo. Pues bien, con esta receta se acabaron las excusas, puesto que podrás disfrutar de todo el sabor del más tradicional sin la necesidad de añadir este ingrediente. 

Cómo disfrutar de este postre clásico

Tiramisú sin huevo la receta que está igual que el postre tradicional

Cuando tengas armado el tiramisú sin huevo, cúbrelo con papel film y llévalo a la nevera por al menos dos horas. Durante este tiempo, no solamente tomará consistencia, sino que también lograrás que los sabores se potencien al máximo. 

Transcurridas las dos horas de reposo, el tiramisú estará listo para ser disfrutado; no obstante, sácalo de la nevera justo antes de comerlo. Cuando lo vayas a servir, espolvoréalo con cacao en polvo ayudándote con un colador y estará delicioso y perfecto.

Anímate también a deleitarte con este tiramisú de frambuesa, una alternativa adicional al tradicional que se convertirá también en tu favorito.