Quantcast

El 130 aniversario de la repoblación forestal de Sierra Espuña concluye con un homenaje a Ricardo Codorníu

La figura del ingeniero de montes murciano Ricardo Cordorníu y Stárico ha estado este viernes presente en el acto con el que se ha cerrado el 130 aniversario del inicio de la repoblación forestal de Sierra Espuña, informaron fuentes de la Comunidad en una nota de prensa.

Se trató de una repoblación «alentada, diseñada y guiada por quien permitió que, mediante siembras, plantaciones, e, incluso, la diseminación natural, enraizaran los primeros miles de árboles que ahora nos envuelven», según ha señalado el consejero de Agua, Agricultura, Ganadería, Pesca y Medio Ambiente, Antonio Luengo.

En presencia de dos bisnietos de Codorníu, Luengo ha afirmado que la perspectiva que dan esos 130 años, «nos lleva a reconocer aquel esfuerzo titánico, cargado de generosidad y de solidaridad para con las generaciones venideras, que es objeto hoy de nuestro aplauso y nuestro agradecimiento».

En el marco de la celebración del aniversario, y como colofón a este año de reconocimiento, ha quedado instalado un cartel conmemorativo en memoria de Ricardo Codorníu junto al busto del ingeniero, erigido en el paraje de Huerta Espuña, «lo que contribuirá a potenciar su legado y que todos los visitantes que anualmente recorren Sierra Espuña conozcan más y mejor la relevante obra llevada a cabo y que hoy supone el mayor pulmón verde de la Región de Murcia», ha destacado el consejero.

«Llevamos más de un siglo restaurando montes. Somos un referente mundial y somos conscientes de la importancia de estos espacios para la salud, el disfrute y el aporte de oxígeno y de agua para la población», ha indicado el titular de Medio Ambiente.

En los últimos cuatro años, la Comunidad ha invertido más de 18 millones de euros en tratamientos sobre las masas forestales y arreglo de pistas forestales. Así, han sido tratadas más de 6.000 hectáreas de terreno y acondicionado más de 240 kilómetros de vías forestales.

SUELTA DE UN BUITRE LEONADO

El acto ha concluido con la simbólica suelta de un buitre leonado, tras haber sido tratado en el Centro de Recuperación de Fauna Silvestre de la Comunidad Autónoma. El ejemplar fue recogido en La Tercia (Murcia), con signos de agotamiento y deshidratación, por lo que fue trasladado a las instalaciones del Centro de Recuperación para aplicarle un tratamiento adecuado.

Se trata de un animal juvenil, nacido en la época de cría del presente año, al que se aplicó tratamiento de fluidoterapia y suplementación vitamínica y, una vez que su estado mejoró, se trasladó a una instalación de musculación en la que pudo reestablecer por completo su capacidad de vuelo.

El buitre leonado es una especie carroñera de gran tamaño, que puede alcanzar los 2,5 metros de envergadura y un peso de hasta 9 kilos. Se establece en cortados rocosos y en los últimos años ha aumentado considerablemente su población en la Región de Murcia, distribuyéndose de forma mayoritaria en los términos municipales de Lorca, Caravaca de la Cruz y Moratalla.

En los últimos cinco años se han liberado un total de 26 buitres leonados tras ser tratados en el Centro de Recuperación de la Comunidad Autónoma.

Se ha marcado con una anilla metálica oficial, así como con marcas de lectura a distancia, que permitirán realizar un adecuado seguimiento en el caso de que sea recuperado de nuevo o se notifique alguna observación de dichos elementos de marcaje. Esto constituye una herramienta fundamental para profundizar en los movimientos de dispersión de esta especie y trabajar en la mejora de los hábitats y espacios que ocupa en nuestro territorio.