Arroz con leche: cómo hacerlo con leche condensada

El arroz con leche deleita a todos con su sabor tradicional y no hay hogar en el que no se le prepare. Quizás seas de los que disfruta de este rico postre bien cremoso, o por el contrario lo prefieres más aguadito y caldoso, pero sea como sea que lo prefieras, déjame contarte que una buena opción es hacerlo con leche condensada. Te garantizo que su sabor es pura magia y te va a encantar.

   

Qué hacer para que se mantenga cremoso y con la humedad adecuada

Transcurrido el tiempo de cocción, el grano debe quedar completamente suave y la consistencia bien cremosa. Por esta razón es importante llevar a cabo la cocción a temperatura baja.

Una vez que el arroz con leche esté listo, debes retirarlo de inmediato de la olla para evitar que con el calor se continúe secando. Ponlo en un bol resistente y deja que se enfríe de forma natural antes de llevarlo a la nevera.

Arroz Con Leche
Foto: Pixabay

Sirve el arroz con leche condensada y disfruta

Antes de servir el arroz con leche condensada para su disfrute, retíralo de la nevera con al menos 5 minutos de anticipación para que pierda un poco de frío.

Sírvelo en pequeñas copas y espolvorea un poco de canela. Si lo deseas puedes bañar con un chorrito de leche condensada y así aumentar al máximo el placer de disfrutarlo. Para decorar puedes usar ramas de canela, un poco de ralladura de limón e incluso unas gotas de dulce de leche casero.