Quantcast

JP Morgan adquiere el 40% del banco digital brasileño C6 Bank

JP Morgan ha alcanzado un acuerdo para hacerse con el 40% del banco digital brasileño C6 Bank, según ha informado este lunes en un comunicado en el que no ha ofrecido el importe de la transacción, que todavía está sujeta a determinadas aprobaciones regulatorias.

Lanzado en 2019, C6 Bank es uno de los bancos digitales de más rápido crecimiento en el país sudamericano, con más de siete millones de clientes en su plataforma digital y una plantilla de más de 1.600 empleados.

La firma ofrece una gama completa de productos entre los que se incluyen ‘checking’ de multidivisas y cuentas de ahorro, débito y tarjetas de crédito, así como productos enfocados a particulares y pequeños negocios.

La operación confirma el interés de fondos y bancos de inversión por las ‘fintech’ brasileñas.

Recientemente, Berkshire Hathaway, el vehículo inversor dirigido por Warren Buffett, invirtió 500 millones de dólares (410 millones de euros) en el banco digital brasileño Nubank; mientras que el fondo de capital riesgo Advent International inyectó 400 millones de dólares (354 millones de euros) en la firma brasileña Ebanx.

«Estamos entusiasmados de asociarnos con uno de los bancos digitales de más rápido crecimiento de Brasil», ha resaltado el director ejecutivo de clientes internacionales de JP Morgan Chase, Sanoke Viswanathan.

Por su parte, el cofundador y consejero delegado de C6, Marcelo Kalim, ha destacado que la entrada de JP Morgan el banco brasileño supondrá más inversiones y una mejor escala de sus negocios para continuar brindando a los clientes brasileños «los mejores productos de banca digital».

JP Morgan ha destacado que Brasil es uno de los mercados de banca minorista más grande del mundo. El banco destaca la reforma regulatoria «sin precedentes» del Gobierno y la modernización de la infraestructura, que ha llevado a una mayor competitividad y una mejor adopción digital por parte de los brasileños.

En este sentido, más del 60% de las transacciones bancarias realizadas en Brasil se hacen de forma digital, una estadística que según JP Morgan ha crecido en los años recientes.