Quantcast

Croquetas: cómo congelarlas para que te duren perfectas varios meses

A la hora de cocinar nada mejor que ahorrar tiempos en la cocina. Son muchos los platos tradicionales que deben comerse frescos, pero a su vez hay unos muy tradicionales y que resuelven un menú en pocos minutos que se pueden congelar y disfrutar por meses. Las croquetas son unas de estas preparaciones y tenerlas en el refri es una solución maravillosa al momento de un apuro.

Las croquetas forman parte de esos ricos manjares que son buenos a cualquier hora, pueden servir como un acompañante de unos tragos entre amigos y también para servirlas como plato principal en una comida. Esto sin hablar de su versatilidad, la cual hace posible aprovechar algunas sobras para hacer una verdadera exquisitez en tan solo minutos.

Tener croquetas en el congelador es una bendición al momento de tener que hacer una comida en corto tiempo, y si las congelas de la manera correcta, tendrás croquetas a tu disposición durante varios meses

Así que si tienes unos sobrantes de guisos, jamones o vegetales, pon manos a la obra y transfórmalos en unas crujientes croquetas que te van a salvar la vida cuando más las necesites.

Cómo congelar las croquetas para que queden perfectas por meses 

molde

Lo primero que debes saber es que las croquetas las puedes congelar y conservar por meses en buen estado siempre y cuando lo hagas en crudo; es decir, no congeles las croquetas una vez que están cocidas porque estarás desperdiciándolas todas. 

Cuando hagas croquetas es mejor que de salirte muchas, frías una cantidad y la otra la conserves sin freír. Si las fríes todas lo mejor será comerlas por completo. Comer unas croquetas recalentadas no es para nada apetitoso.