Quantcast

Así funcionan los robots más avanzados

Hay quien dice que el cerebro humano es el más sofisticado y potente de entre todos los robots y ordenadores. Hasta hace poco, los científicos pensaban que existían diferencias muy claras entre cómo vemos nosotros el mundo y cómo lo “ven” esas “máquinas pensantes” que llamamos ordenadores. Pero, a la luz de las últimos desarrollos tecnológicos y de las investigaciones cognitivas, puede que nos seamos tan diferentes como nos gustaría pensar. 

En la revista Current Biology se ha publicado recientemente un artículo titulado “Early Emergence of Solid Shape Coding in Natural and Deep Network Vision”. Dicha investigación, llevada a cabo por un grupo de científicos estadounidenses, profundiza en las similitudes entre nuestra percepción y forma de pensar y la de los ordenadores más punteros. 

Más proyectos

robots

Este de Alex Net no es el único proyecto tecnológico que persigue una fusión entre la máquina y el ser humano. En los últimos años, las grandes empresas tecnológicas se han lanzado a la carrera de desarrollar robots y sistemas que puedan funcionar a modo de prótesis cerebral o complemento de la inteligencia humana.

Google lanzó AlphaGo, uno de los sistemas más potentes de lo que se conoce como “machine learning”. Es decir, máquinas que son capaces de aprender por sí mismas, y que lo hacen a una velocidad de vértigo debido a su capacidad de procesamiento de datos. Este dispositivo, en el año 2016, fue la primera máquina en ganar al Go, un juego de mesa oriental, a un ser humano de carne y hueso.

A algo parecido se dedica Elon Musk, fundador de Tesla, con su proyecto de Neuralink. Se trata de un chip que, previsiblemente, se ha de instalar en el cráneo y ayudará a las personas a utilizar sus teléfonos y ordenadores. Pero Musk pretende llevarlo mucho más allá: “En el futuro vamos a ser capaces de guardar y ver de nuevo nuestros recuerdos”, anunció con orgullo, “vamos a poder archivar los recuerdos y restaurar la memoria perdida. También se podrían descargar esos recuerdos en un nuevo cuerpo e incluso en un robot”.