Quantcast

Broncas monumentales en Sálvame que casi acaban en pelea

“Sálvame”, eso lo sabemos todos, es poco menos que una zona de guerra. Quienes acuden al programa saben a lo que van, y se preparan para defenderse en una zona hostil. Telecinco vive del escándalo y la polémica, y “Sálvame” seguramente sea el programa en el que más y mejor se siente la “marca Mediaset”. Allí se va a atacar y a recibir ataques, e intentar salir airoso del conflicto.

A lo largo de sus muchos años en antena y sus muchísimas, casi infinitas horas, de emisión, en “Sálvame” se ha visto de todo. Si aún no ha tenido que intervenir la policía en directo ha sido de milagro. Las broncas y peleas de las que han sido testigos los espectadores del programa rosa darían para escribir varios libros de recelos, rencores y enemistades. Estas han sido algunas de las broncas más sonadas en el plató de “Sálvame”.

Mila Ximénez y Patiño

En “Sálvame”, al final, son los presentadores los que suelen estar metidos en los fregados. Jorge Javier Vázquez en unas y María Patiño en otras. Esto sucedió a mediados de este mes de octubre, cuando Mila Ximénez estalló contra Patiño, en teoría íntima amiga suya. Ximénez insinuó que algunos de sus compañeros se habían comportado de forma cobarse, y Patiño se sintió atacada sin necesidad de que dijesen su nombre.

“Sí, yo no soy la más valiente. Sí, aquí nos hemos cagado todos yo me he cagado mogollón de veces”, soltó Patiño, que le pidió también a Ximénez, en tono condescendiente, que “respirase”. Y ahí Ximénez no toleró la humillación y sacó toda la artillería. “Respiraré cuando me salga del mismísimo. Respiro mucho peor que antes pero sigo respirando”, dijo Ximénez.

Siguieron los intercambios de acusaciones, entre ellas una de Patiño acusándole a Ximénez de “poca empatía”. Esta última abandonó el plató para que la cosa no se desmadrase más aún, y dijo que Patiño era “obsesiva y excesiva” en su trabajo.