Compartir

El ciclista Guy Sagiv avanzaba en solitario en el campeonato nacional de Israel cuando identificó a su novia, Omar Saphira, que iba a la cabeza en la competición, en categoría femenina, y no quiso pasar de largo en el adelantamiento.

El ciclista redujo la marcha, le puso el brazo por encima y se besaron, antes de continuar sus caminos por separado. La imagen fue captada por las cámaras y ha recorrido el mundo entero, como una de las imágenes más románticas de la historia del ciclismo.

Después, en el podio, la pareja de ganadores volvió a besarse de forma mucho más relajada.


En su perfil de Instagram, Guy Sagiv, que ha publicado el momento de su victoria, también se ha hecho eco de cómo el “beso” se ha hecho viral.