Quantcast

Qué es un hub

Ahora que vivimos en un mundo en el que cada año se inventan nuevos aparatos electrónicos, es normal que se necesite uno que sirva para conectar a la vez varios dispositivos. Es decir, necesitamos un dispositivo único al cual podamos enchufar otros dispositivos electrónicos a la vez. Esto se ve mucho con los teléfonos móviles y los grupos de amigos donde a veces uno de ellos (normalmente el que llamamos el listo del grupo) lleva un aparato que permite cargar varios móviles a la vez.

¿Qué es un hub exactamente?

Qué es un hub

Al hub también se le llama concentrador y es un dispositivo electrónico que nos facilita la vida ya que gracias a él podemos conectar diferentes aparatos. No tienen por qué ser iguales sino que podemos conectar un smartphone, una TV, un USB, tarjetas SD, un monitor, etc. Dispositivos con diferentes funcionalidades. Es por eso que al hub también se le llama concentrador multipuerto.

¿Es un aparato difícil de utilizar?

Qué es un hub

Los hubs pueden parecer complejos cuando te hablan de ellos porque se comenta siempre que tienen diferentes ranuras para poder enchufar diferentes aparatos, pero realmente es un dispositivo electrónico sencillo. Incluso podemos decir que es más sencillo que un switch o que un router.

Para poneros un ejemplo, un switch crea un canal destinado a la comunicación para así poder enviar los datos a máquinas diferentes. Sin embargo, en el caso del hub, limita la red exclusivamente a equipos de envío además de que el hub funciona con menor cantidad de redes de equipos. En el caso del router, su función es la de comunicar los dispositivos de la casa con redes remotas e incluso de conectar con otras redes. Esta última funciona ni el switch ni el hub lo pueden llevar a cabo.

¿Qué objetivo tiene el hub?

Qué es un hub

El objetivo de un hub es el de convertirse en el punto de unión o de conexión entre una red donde todos los puertos de entrada se conectan mediante electricidad. De esta manera, todos los dispositivos que se encuentran conectados compartirán información y datos para que así puedan funcionar desde cualquiera de ellos.

Los hubs también se utilizan en el campo de las redes LAN donde pueden tener el objetivo de conectar diferentes segmentos. Esto sirve para hacer una red común entre todos los dispositivos que se encuentran conectados.

¿A qué personas les puede interesar un hub?

Qué es un hub

A la hora de explicar lo que es un hub muchas personas se quedarán pensando si necesitan o no uno de estos dispositivos para poder operar con los de su hogar. La verdad es que toda persona que tenga diferentes aparatos electrónicos puede necesitar un hub porque son muy útiles y aportan mucha versatilidad a las necesidades de cada usuario. Con un hub podemos tener todo tipo de puertos y conectarlos todos al mismo lugar.

Por ejemplo, puede ocurrir que nuestro ordenador tenga ya unos cuantos años y que algunas entradas USB no funcionen ya sea porque con el tiempo se estropearon o porque las hemos estropeado nosotros accidentalmente. En estos casos, un hub puede ser la solución ya que podemos acoplarlo como un multipuerto USB. De esa manera, también se pueden consultar los documentos de la memoria USB mientras cargas un teléfono móvil y a la vez tienes un set de altavoces enchufado. La verdad es que toda persona que disponga de un ordenador va a querer tener un hub.

Los hub se pueden utilizar en todo tipo de dispositivos electrónicos. Por ejemplo, si tenemos un portátil que no dispone de lector de tarjetas SD podemos acoplarle un hub que sí lo tenga además de tener otro tipo de puertos. Por lo tanto, podríamos hacer que el portátil leyese la tarjeta SD y a la vez cargar nuestro teléfono móvil y el de un amigo.

Los hub pueden duplicar pantallas

Qué es un hub

Como venimos hablando, los hub pueden ser utilizados para una gran variedad de cosas. Entre este tipo de funcionalidades tenemos la de duplicar la pantalla de un ordenador. Para ello el hub tiene que tener una entrada HDMI.

Si lo pensamos bien se pueden hacer todo tipo de cosas con un hub que tenga una entrada HDMI o varias entradas HDMI. Por ejemplo, podríamos enchufar una segunda pantalla del ordenador y así ver dos a la vez, pero también podríamos conectar una televisión, una videoconsola etc. También podemos conectar un portátil a un routery tener de esa manera una velocidad de red increíble. Al final es lo positivos de un hub ya que nos permite adaptarnos a cualquier circunstancia.

¿Debemos tener en cuenta algo antes de comprarlo?

HUB

Lo más importante antes de comprar un hub es tener en cuenta los usos que queremos darle al nuevo dispositivo. Esto nos interesa principalmente por el precio ya que los hubs varían dependiendo de los puertos que tengan además de su marca. En general los hubs varían entre los 10 euros a los 60 euros.

Lo usual es que si queremos comprar un hub que tenga variedad de puertos nos salga por un precio mayor y de la misma manera pasa con su capacidad ya que cuanto mayor sea mayor será su precio. Por lo tanto, para ahorrar costos los mejor es saber qué tipo de entradas necesitas ya sea una entrada HDMI, LAN, USB, Type-C etc.

También es muy importante saber la compatibilidad del hub con nuestros dispositivos electrónicos, es decir, con los que vamos a conectar. No sirve de nada comprar un hub si luego resulta que no tenemos opción a conectarlo al ordenador, al portátil o al televisor.

En conclusión, los hubs son una manera de aportar comodidad a la conexión de tus dispositivos electrónicos y siempre hay una buena razón para usarlos. Recuerda que pueden tener diferentes tipos de entradas permitiendo conectar aparatos muy diversos y haciendo que sea un dispositivo electrónico muy adaptable para tu hogar. Si eres una persona que utiliza varios dispositivos electrónicos a la vez o que necesita más entradas para sus dispositivos electrónicos, un hub es lo que necesitas.

Artículo anteriorCómo romper un candado
Artículo siguienteQué es la masonería
Comentarios de Facebook